sábado 21.09.2019

El investigador José Manuel González presenta su libro 'Lo que Cervantes calló'

Concretamente, según ha informado el autor manchego en nota de prensa, analiza algunas conclusiones sobre el 'Lugar de la Mancha' que no desvela Cervantes en sus obras: Don Quijote de la Mancha y Los trabajos de Persiles y Sigismunda

El investigador José Manuel González presenta su libro 'Lo que Cervantes calló'
El investigador José Manuel González presenta su libro 'Lo que Cervantes calló'

El investigador manchego José Manuel González Mujeriego, vecino de Majadahonda, presentará este martes 15 de diciembre, en la Biblioteca Municipal Francisco Umbral de la localidad madrileña, su libro 'Lo que Cervantes calló' en el que trata de descubrir algunos de los enigmas que Cervantes dejó en su obra.

Concretamente, según ha informado el autor en nota de prensa, analiza algunas conclusiones sobre el 'Lugar de la Mancha' que no desvela Cervantes en sus obras: Don Quijote de la Mancha y Los trabajos de Persiles y Sigismunda.

González Mujeriego ha estudiado los mapas de la primera época de Cervantes, antes del cambio territorial en el Campo de Montiel (Ciudad Real) que acordó Felipe II en 1575 y comparándolos con los mapas satelitales actuales, ha establecido con precisión cuál era el Campo de Montiel que conoció Cervantes.

En la actualidad La Mancha abarca un territorio bastante más extenso que el llamado 'Común de la Mancha' de la época de Cervantes, que estaba formado por 22 pueblos con capital en Campo de Criptana primero, y Quintanar de la Orden después.

Es decir, no estaban en La Mancha que conoció Cervantes localidades como Villanueva de los Infantes, Argamasilla de Alba o Alcázar de San Juan, pero sí formaban parte de aquella comarca municipios como Mota del Cuervo, El Toboso, Miguel Esteban, Pedro Muñoz, La Villa de Don Fadrique, Quintanar de la Orden, Manjavacas (despoblado integrado en Mota del Cuervo) y otros pueblos englobados en la 'Mancha Santiaguista'.

Cuando Cervantes regresó de su cautiverio de Argel, con 28 años, ya había participado en la batalla de Lepanto y recorrido bastantes pueblos de la comarca de La Mancha y del Campo de Montiel. A su vuelta se encontró con que Felipe II había proclamado a Villanueva de los Infantes como capital del Campo de Montiel, habiendo establecido unas nuevas dimensiones para esa comarca, que supusieron una importante reducción del territorio.

Lo que González Mujeriego defiende en su libro es que cuando Miguel de Cervantes cita al "antiguo y conocido Campo de Montiel" se refiere al que había conocido durante la primera parte de su vida, y rechaza por tanto, las teorías de otros cervantistas que utilizaron mapas muy posteriores a las andanzas de Cervantes y que han llegado, en su opinión, a "conclusiones desacertadas", que detalla en su obra.

Además este investigador alberga pocas dudas sobre que el "lugar de la Mancha" que nos desvela Cervantes es el mismo en Don Quijote de la Mancha y en los Trabajos de Persiles y Sigismunda, teniendo en cuenta que el escritor trabajó en ambos libros a la vez.

Más información en vídeos 
Comentarios