jueves 26/11/20

Los municipios de Iniesta y San Clemente suspenden actividades ante nuevos contagios

Mientras en La Alberca de Záncara han recibido con “tranquilidad” que se hayan descartado contagios en torno al único caso positivo que registran desde el mes de abril
En la imagen de archivo el Ayuntamiento de San Clemente (Cuenca)
En la imagen de archivo el Ayuntamiento de San Clemente (Cuenca)

Localidades de la provincia de Cuenca como Iniesta o San Clemente han decidido suspender los actos públicos durante los próximos días ante el incremento de contagios en sus localidades, mientras en La Alberca de Záncara han recibido con “tranquilidad” que se hayan descartado contagios en torno al único caso positivo que registran desde el mes de abril.

En sus redes sociales, el Ayuntamiento de Iniesta ha informado de que hay tres nuevos casos positivos por coronavirus en la localidad, con lo que el total ascienden a doce, además de medio centenar de personas en seguimiento, y además los nuevos casos “ya no son del ámbito familiar donde se produjo el brote inicial”.

Por este motivo, han cancelado todos “los eventos culturales y festivos previstos para este fin de semana y para las próximas semanas, incluido el cine”.

El consistorio iniestense agradece a las asociaciones culturales locales el esfuerzo que han realizado para preparar estos actos, pero finalmente no se van a poder realizar.

En San Clemente también han suspendido los actos que tenían previstos hasta el próximo domingo 23 de agosto, ante los dos casos positivos que tienen en el municipio.

En una entrevista en la radio municipal colgada en el perfil de Facebook del Ayuntamiento, la alcaldesa, Charo Sevillano, ha asegurado que iban a ser actos sencillos y que cumplían las medidas de seguridad, pero aún así han considerado más prudente su suspensión.

Por el contrario, en La Alberca de Záncara respiran más tranquilos, según ha reconocido a EFE su alcalde, Francisco Quílez, después de que hayan dado negativas todas las pruebas realizadas en el entorno del único caso positivo que el municipio ha registrado desde el mes de abril.

Se trata de una mujer de 60 años que trabaja en una cooperativa de ajos y que dio positivo el pasado 14 de agosto, por lo que se encuentra aislada en su domicilio.

Sin embargo, según Quílez, todas las pruebas PCR realizadas a sus familiares han sido negativas, mientras que la cooperativa ha realizado test rápidos a más de 120 empleados, que han dado también negativo.

Más información en vídeos 
Comentarios