viernes 5/3/21

Polémica por una charla de educación sexual en el IES Alfonso VIII de Cuenca

Educación y Persona asegura que “un grupo de padres de alumnos” del instituto han trasladado a la dirección del centro que no autorizan a sus hijos a asistir a las conferencias del ciclo “Quiéreme bien”

La asociación Educación y Persona ha criticado que en el IES Alfonso VIII de Cuenca se hayan impartido charlas de educación sexual con lo que ha calificado como “sesgo ideológico”, algo que ha rechazado la Delegación de la Junta en Cuenca, que ha abogado por dar a los adolescentes una educación afectiva y sexual basada en la igualdad y la equidad.

En un comunicado, esta asociación ha asegurado que “un grupo de padres de alumnos” del instituto han trasladado a la dirección del centro que no autorizan a sus hijos a asistir a las conferencias del ciclo “Quiéreme bien”, que han calificado de “aberrantes” porque, a su modo de ver, reducen la sexualidad “a un comportamiento instintivo sin referencia al amor”.

Aunque la dirección lo ha negado, esta asociación afirma tener “contrastada la información de varios menores consultados”, y ha defendido que “la educación sexual debe hacerse en perfecta sincronización con la voluntad de los padres”.

Asimismo, la asociación ha sostenido que “el sistema educativo solo está legitimado para transmitir en la escuela los valores que emanan directamente de la Constitución”.

Fuentes de la Junta consultadas por Efe han apuntado que las familias que han trasladado sus quejas en el Alfonso VIII son seis.

Preguntada al respecto, la delegada de la Junta en Cuenca, María Ángeles Martínez, ha defendido que la asociación que imparte las charlas, “Asexorate”, lleva cinco años trabajando con el Gobierno regional sin ningún tipo de queja.

Ha resaltado que en estas charlas se traslada al alumnado “unos valores y normas de aprender a querer, y a tener unas relaciones de igualdad y equidad entre los alumnos, y especialmente en edades tan peligrosas como la adolescencia”.

Ha destacado que se les enseña “equilibrio y respeto en las relaciones, más allá de las sexuales, también en las amistosas” y ha indicado que se abordan temas que en el seno familiar, en muchos casos, siguen siendo tabú.

Comentarios