jueves 21/1/21

Concluyen las obras del alfar de Pedro Mercedes en la ciudad de Cuenca

La actuación, promovida por el Consorcio de la Ciudad de Cuenca a petición del Ayuntamiento y ejecutada por la empresa COBE SL con un presupuesto de 662.872,22 euros, ha quedado finalizada con la firma del acta de recepción
Concluyen las obras de rehabilitación del alfar de Pedro Mercedes, en Cuenca
Concluyen las obras de rehabilitación del alfar de Pedro Mercedes, en Cuenca

Las obras de rehabilitación del alfar de Pedro Mercedes, en el barrio de San Antón de la ciudad de Cuenca, han concluido tras quince meses de trabajos, dilatados por la aparición de un tercer horno alfarero antiguo.

El Consistorio conquense ha precisado que la obra ha sido ejecutada tras la petición del Ayuntamiento, y que ha sido promovida por el Consorcio Ciudad de Cuenca, con un presupuesto de 662.872,22 euros.

Una vez finalizada se ha producido el acto de firma de la recepción, al que han asistido el alcalde de Cuenca, Darío Dolz, el concejal de Cultura, Miguel Ángel Valero, la arquitecta Patricia Huerta Álvarez, encargada de la dirección de la obra y el arqueólogo Santiago Domínguez Solera.

Las obras han consistido en tareas de conservación y consolidación del edificio para eliminar humedades, reforzar los forjados del techo del alfar y las cubiertas de la zona que antiguamente se dedicaba a viviendas.

Además, el edificio ya es accesible y se le ha dotado de las instalaciones de iluminación y climatización necesarias para su nuevo uso.

La actuación recoge un itinerario expositivo para recrear y divulgar la actividad de la alfarería que realizaba Pedro Mercedes con su colaborador José Martínez.

Además, se han creado espacios de uso cultural y docente para talleres de enseñanza y práctica de cerámica y demás artes plásticas, y salas de conferencias y reuniones, para que este edificio pueda convertirse en un referente cultural del barrio de San Antón, ha precisado el Consistorio.

El alfarero conquense falleció en el año 2008 a los 87 años tras una vida dedicada a la alfarería y tras recibir numerosos premios, como la Medalla de Oro de Castilla-La Mancha (1988), la Medalla de Oro de la Ciudad de Cuenca (1989), el galardón al Manchego del Año (1982), Popular del Año (1985) -por el Diario de Cuenca- y Conquense del año (1994) por la Casa de Cuenca en Barcelona.

La Diputación provincial de Cuenca le homenajeó en 1998 con una exposición antológica.

Comentarios