El Centro Estudios Penitenciarios de Cuenca recibe 11,3 millones para sus obras

El Consejo de Ministros ha aprobado 11,3 millones de euros para reformar el colegio San Julián de la capital conquense y destinarlo a tal fin
El secretario general de Instituciones Penitenciarias, Ángel Luis Ortiz, durante la visita que ha realizado a las instalaciones que acogerán el Centro de Estudios Penitenciarios en Cuenca
photo_camera El secretario general de Instituciones Penitenciarias, Ángel Luis Ortiz, durante la visita que realizó a las instalaciones que acogerán el Centro de Estudios Penitenciarios

El Consejo de Ministros ha aprobado en su reunión de este martes una partida de 11,3 millones de euros para la reforma del colegio San Julián, en la ciudad de Cuenca, que se convertirá en la sede definitiva del Centro Nacional de Estudios Penitenciarios.

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ya avanzó en su última visita a la capital conquense, el pasado 7 de noviembre, con motivo del inicio de las obras de la nueva Comisaría de Policía Nacional que esperaba llevar esta inversión en los próximos días al Consejo de Ministros tras contar con los informes “favorables”.

Este proyecto, que se va a incluir en el Plan de Amortización y Creación de Centros Penitenciarios (PACEP), se enmarca – según señaló el ministro- en el “compromiso” del Gobierno de Pedro Sánchez con aquellas provincias que se enfrentan al reto demográfico, como la de Cuenca.

Este año se contempla la formación en la capital conquense de 1.100 funcionarios de prisiones - unos 200 en lo que queda de año-, estando previsto que el próximo ejercicio lo hagan otras 2.300 personas.

El alcalde de Cuenca, Darío Dolz, ha recordado que esta inversión supondrá una “profunda remodelación de las instalaciones para su uso por el alumnado y profesorado de Instituciones Penitenciarias, por lo que hoy es un día muy importante para la ciudad”.

Además, ha puesto en valor “esta apuesta que ha hecho el Gobierno de España y que está suponiendo, y va a suponer aún en mayor medida, un revulsivo para el turismo, el comercio, la hostelería y, en general, el sector servicios de la ciudad”. “Estoy convencido de que en su segundo año este Centro Nacional de Estudios Penitenciarios se va a afianzar definitivamente”, ha dicho.

Por último, Dolz ha recordado que, en tanto en cuanto se inician y desarrollan las obras en el colegio San Julián, “seguiremos colaborando con la Universidad de Castilla-La Mancha, a la cual agradezco su disposición, para el desarrollo de las distintas formaciones”.

Comentarios