El Gobierno deja sin efecto la designación de Villar de Cañas para acoger el ATC

- El VII Plan de Residuos Nucleares aprobado por el Gobierno entierra definitivamente el proyecto del cementerio nuclear en la localidad conquense.

- El alcalde 'popular' de Villar de Cañas (Cuenca) lamenta la decisión y recurrirá al Tribunal Supremo: "Si no resuelve la política, lo harán los tribunales".

- García-Page aplaude el entierro del silo en la localidad conquense de forma definitiva: "Es un día de celebración para los que defendimos pararlo".

- Tolón celebra la decisión del Consejo de Ministros de 'enterrar' el silo en Villar de Cañas: "Es una reclamación histórica de Castilla-La Mancha".

- La Plataforma contra el Cementerio Nuclear en Cuenca celebra "el carpetazo definitivo" del Gobierno a la construcción del silo en Villar de Cañas.

La Plataforma contra el Cementerio Nuclear en Cuenca celebra "el carpetazo definitivo" del silo en Villar de Cañas
photo_camera La Plataforma contra el Cementerio Nuclear en Cuenca celebra "el carpetazo definitivo" del silo en Villar de Cañas

El Consejo de Ministros ha aprobado, a propuesta del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO), el Séptimo Plan General de Residuos Radiactivos (PGRR), con el que descarta definitivamente la construcción del Almacén Temporal Centralizado (ATC), establece un calendario de cierre de centrales nucleares entre 2027 y 2035 y contempla un coste de 20.200 millones que sufragarán los titulares de las instalaciones atómicas.

Junto con el plan, el Ejecutivo ha aprobado dejar sin efecto la designación de Villar de Cañas (Cuenca) para albergar el ATC, según ha informado el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO).

El VII PGRR establece la política del Gobierno en materia de gestión de los residuos radiactivos, incluido el combustible nuclear gastado, y del desmantelamiento y la clausura de las instalaciones nucleares.

Respecto al cierre de las nucleares, el sexto PGRR preveía su desaparición entre 2021 y 2028, mientras que ahora se extenderá entre 2027 y 2035. Además, el nuevo plan prevé el inicio del desmantelamiento de las centrales nucleares a los tres años de su cese de operación definitivo, excepto Vandellós I (parada desde 1989 por un accidente grave), cuya última fase se ejecutará a partir de 2030.

En lugar del ATC, el plan contempla la puesta en marcha de siete Almacenes Temporales Descentralizados (ATD) en los emplazamientos de las centrales nucleares, para el combustible gastado y los residuos de alta actividad, hasta su traslado al almacenamiento definitivo. El ATD de cada central estará formado por su Almacén Temporal Individual (ATI) más una nueva instalación complementaria o medidas adicionales, que permitan realizar las operaciones de mantenimiento de los contenedores en los que se almacena el combustible gastado cuando la central deje de estar operativa.

De este modo, el plan prevé la continuidad de las actuaciones para ampliar la capacidad de los Almacenes Temporales Individualizados (ATI) para el combustible gastado en las centrales nucleares, que permitan su explotación y su desmantelamiento, tal y como también estaba previsto en el sexto plan de residuos.

Además, contempla la construcción de un almacenamiento definitivo del combustible gastado y los residuos de alta actividad en un Almacén Geológico Profundo (AGP), una solución técnica que, según el MITECO, ya estaba prevista en el sexto plan de residuos.

"El séptimo plan establece una hoja de ruta para que España pueda disponer de un AGP, asegurando un proceso previo de información y participación pública, a semejanza de los desarrollados en los países europeos que ya han decidido el emplazamiento de sus AGP, como Finlandia, Suecia, Suiza y Francia", añade el MITECO.

Igualmente, el plan prevé la operación del centro de almacenamiento de El Cabril (Córdoba) para residuos de media, baja y muy baja actividad, hasta completar el desmantelamiento de las centrales, como ya estaba planificado también en el sexto plan.

La tramitación de este séptimo plan comenzó en 2020, cuenta por primera vez con evaluación ambiental estratégica, que incluye una fase de consultas e información pública, y ha sido sometido a informe del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) y de las comunidades autónomas. Este plan sustituye al aprobado en 2006, que debería haberse actualizado en 2015.

El MITECO asegura que el plan está en consonancia con el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima 2021-2030 (PNIEC), que fija la hoja de ruta para que España cumpla los objetivos europeos de clima y energía, y con el Protocolo de cese ordenado de explotación de las centrales nucleares, firmado en marzo de 2019 entre Enresa y sus propietarios.

En cuanto al coste futuro de 20.200 millones de euros, de acuerdocon el principio de 'quien contamina, paga', se sufragarán con el Fondo para la financiación de las actividades del PGRR, gestionado por Enresa y dotado con las aportaciones económicas de los titulares de las instalaciones nucleares. El Gobierno dará cuenta de la aprobación del plan a la Cortes y a la Comisión Europea.

EL ALCALDE RECURRIRÁ AL SUPREMO

Por su parte, el alcalde 'popular' de Villar de Cañas (Cuenca), Alejandro Pernías, ha lamentado la decisión "sin respaldo técnico ni científico" que ha tomado el Gobierno de España para dar carpetazo definitivo y tumbar la posibilidad de que la localidad albergue el cementerio nuclear, asegurando en todo caso que ya valora recurrir al Tribunal Supremo. "Si esto no lo arregla la política, lo tendrán que arreglar los tribunales".

En declaraciones a Europa Press, ha apuntado que hoy "no es un día bueno", pero no da "por perdido" el proyecto.

Ha recordado en este punto que el Tribunal Supremo "siempre le ha dado la razón a Villar de Cañas cuando se ha cuestionado el emplazamiento", y en otras situaciones como cuando el Gobierno de Castilla-La Mancha "amplió ilegalmente una zona de protección de aves para intentar parar el ATC".

"Con este disparate, nadie tiene nada que celebrar. Le quitan el ATC no sólo a nosotros, sino a toda la comarca", ha lamentado, dirigiéndose directamente al presidente regional, Emiliano García-Page, indicándole que ahora, en lugar de un cementerio nuclear, "habrá dos", en alusión a los almacenes individuales de Zorita y Trillo, que además no llevarán aparejado "ni inversión ni centro tecnológico", como sí ocurría con el proyecto de Villar de Cañas.

A esto ha sumado que "se va a subir el precio de la factura de la luz", toda vez que este disparate "cuesta 2.000 millones de euros" a las arcas del Estado.

"ES UN DÍA DE CELEBRACIÓN"

Por su parte, el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha aplaudido la decisión del Consejo de Ministros de aprobar el VII Plan General de Residuos Radiactivos (PGRR), con el que descarta definitivamente la construcción del ATC en la localidad conquense.

Desde su cuenta en la red social X (antigua Twitter), García-Page recuerda que hace 12 años la expresidenta de Castilla-La Mancha María Dolores de Cospedal promovió la instalación de un cementerio nuclear en la región. "Una decisión personal y partidista contra criterios técnicos y el sentir ciudadano", agrega.

"Hoy, por fin, el Gobierno actual entierra el ATC", ha celebrado el presidente socialista, quien asegura que este "es un día de celebración para todos los que defendimos pararlo".

"UNA RECLAMACIÓN HISTÓRICA DE CLM"

Por su parte, la delegada del Gobierno en Castilla-La Mancha, Milagros Tolón, se ha congratulado de que el Consejo de Ministros haya dejado sin efecto la designación de Villar de Cañas como sede de un almacén nuclear centralizado, lo que supone descartar de manera definitiva la construcción de este cementerio nuclear en la región.

"Se trata sin duda de una noticia de gran calado que responde a una reclamación histórica de Castilla-La Mancha a la que ha dado respuesta el Gobierno de España, desterrando con ello la posibilidad de que en esta comunidad autónoma se instale un silo de residuos nucleares como quería el Partido Popular con el Gobierno de Cospedal que fue quien impulsó el proyecto", ha afirmado Tolón en un audio enviado a los medios de comunicación.

"CARPETAZO DEFINITIVO"

Por último, y de su lado, la Plataforma contra el Cementerio Nuclear en Cuenca ha celebrado este miércoles "el carpetazo definitivo" al Almacén Temporal Centralizado (ATC) en la localidad conquense de Villar de Cañas.

Miembros de la Plataforma, según han informado en nota de prensa, se han reunido este miércoles en la Plaza de España de Cuenca, para seguir en directo la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros y para celebrar "el fin de una larga lucha".

De otro lado, la Plataforma considera que el Ayuntamiento de Villar de Cañas no está legitimado para recurrir un plan de ámbito estatal.

Según la Plataforma, "el anterior alcalde de Villar de Cañas y el actual han declarado que recurrirán el 7º Plan de residuos radiactivos ante el Tribunal Supremo. Desgraciadamente, vemos que estos años no han hecho que los ediles de Villar de Cañas reflexionen".

"Lamentamos que se dejen llevar únicamente por la ambición de conseguir los 2,4 millones de euros que recibiría el Ayuntamiento de Villar de Cañas si el ATC se hubiera ubicado en su término municipal. Dudamos que el Supremo admita a trámite el recurso, pues entendemos que no está legitimado a recurrir un Plan de Estado".

Finalmente, la Plataforma ha querido dar las gracias a tantas personas anónimas y colectivos, que "no se han desanimado en los momentos difíciles y han sido una pieza clave para un éxito que es de todas y todos".

Comentarios