martes 07.04.2020

Estudio de heces fosilizadas desvela procesos digestión de la fauna en Las Hoyas

Heces fosilizadas en Cuenca revelan la gran diversidad acuática del Cretácico
Heces fosilizadas en Cuenca revelan la gran diversidad acuática del Cretácico

Un estudio de más de 400 coprolitos, heces fosilizadas de animales del Cretácico, halladas en el yacimiento de Las Hoyas, en la Serranía de Cuenca, permite avanzar en el conocimiento de los procesos digestivos y la dieta de la fauna que habitaba este humedal subtropical hace 126 millones de años. 

El estudio, realizado por la investigadora Sandra Barrios, de la Universidad Autónoma de Madrid (UAM), se ha centrado en 433 coprolitos de los cerca de 2.000 que se han hallado en el yacimiento y que ha sido publicado en la revista 'Plos One'.

Una acumulación "excepcional" de restos fósiles que no se encuentra habitualmente en los procedentes de sistemas lacustres como era Las Hoyas, que "permite aportar mucha información", ha explicado en rueda de prensa la investigadora, quien ha reseñado que el excepcional estado de conservación de los coprolitos de Las Hoyas ha permitido hacer un estudio morfológico sin apenas intervención en los restos y clasificar hasta una docena de categorías. 

Tanto Barrios como la directora de Las Hoyas, Ángela Delgado, han coincidido en aseverar que "es casi imposible" establecer la correspondencia entre los coprolitos y los animales encontrados en el yacimiento de la Serranía conquense, pero sí permite "hacerse una idea general que precisan de hacer más análisis para poder acercarnos más". 

En este sentido, Delgado ha apuntado que con análisis de biomoléculas "podemos saber qué tipo de coprolitos pertenecen a familias concretas: peces, reptiles, probablemente a cocodrilos?" y Barrios ha añdido que la mayoría de restos encontrados en los coprolitos "son óseos" que pertenecen en su mayor parte a animales carnívoros.

Dentro de estas heces fosilizadas se encuentran "series de vertebritas, aletas de pescados pequeños, escamas", ha resaltado Delgado, para quien "desde un punto de vista evolutivo podemos saber si las estrategias digestivas de los animales que viven en el humedal eran de procesar la alimentación de un modo rápido o si Las Hoyas era tan abundante en comida que todo el mundo tenía restos para alimentarse".

Por último, Barrios ha recordado que, aunque en Las Hoyas aún no se ha dado, los restos encontrados en coprolitos en yacimientos de Estados Unidos "han permitido catalogar nuevas especies". 

Más información en vídeos 
Comentarios