Fampa Cuenca expresa preocupación por el inicio del curso escolar y reclama medidas

Fampa Cuenca ha recordado que la Consejería de Educación de Castilla-La Mancha, tras las reuniones mantenidas en mayo y junio, se comprometió a dictar protocolos para solventar las deficiencias surgidas durante el segundo y tercer trimestre del curso pasado, cuando sobrevino la pandemia
El Consejo Escolar del Estado desestima la propuesta de suprimir las repeticiones este curso
photo_camera Fampa Cuenca expresa preocupación por el inicio del curso escolar y reclama medidas

La Federación de Padres y Madres de Cuenca (Fampa) ha expresado su preocupación por la incertidumbre que genera la pandemia de COVID-19 en relación al inicio del curso escolar 2020/2021, a la vez que reclama medidas concretas para evitar “una generación perdida”.

En un comunicado difundido este viernes, Fampa Cuenca ha recordado que la Consejería de Educación de Castilla-La Mancha, tras las reuniones mantenidas en mayo y junio, se comprometió a dictar protocolos para solventar las deficiencias surgidas durante el segundo y tercer trimestre del curso pasado, cuando sobrevino la pandemia. 

Así, el colectivo ha lamentado que no hayan continuado esas reuniones, y la falta de información ha generado “confusión, nerviosismo y desinformación”.

Por ello, a tres semanas del inicio del curso escolar, todavía se plantean muchos interrogantes como" ¿cuántos casos positivos hacen falta para cerrar una clase, un curso o un colegio?, si los docentes han recibido más formación en los últimos meses para impulsar la enseñanza a través de internet o si habrá actividades extraescolares en los centros". 

El colectivo también reclama la figura de la enfermera escolar para cada centro educativo, más inversión para limpieza, mejora de las plataformas que garanticen la formación a través de internet y material electrónico para alumnos de familias con menos recursos.

Así, Fampa Cuenca reclama a las distintas administraciones, como son Estado, comunidad autónoma y ayuntamientos que “no pierdan un segundo” y “se pongan de acuerdo en el inicio de curso escolar”.

De esta forma, aboga por garantizar la “calidad” de la enseñanza pública y la “seguridad” de la comunidad educativa, a la vez que se impulse una normativa general en material de teletrabajo y conciliación efectiva de la vida laboral con la familiar.

Fampa Cuenca ha recordado además que la educación es “un pilar fundamental y básico” del Estado de derecho y “debería ser la piedra angular de cualquier Gobierno que quiera garantizar el presente y futuro de una sociedad”.

“Los estudiantes de hoy son los trabajadores del mañana”, ha agregado el comunicado, que recuerda que “sin Educación no hay futuro”.

Comentarios