Cáritas alerta de que el 36,7% de la población de la provincia de Cuenca es pobre

Cáritas Diocesana y Parroquiales han alertado de que la tasa de pobreza de Cuenca alcanza ya a 77.767 personas de la provincia, es decir, el 36,7% de la población, según la tasa AROPE de riesgo de pobreza y exclusión social

La Junta convoca ayudas de emergencia social por tres millones de euros
photo_camera Cáritas alerta de que el 36,7% de la población de la provincia de Cuenca es pobre

Cáritas Diocesana y Parroquiales han alertado de que la tasa de pobreza de Cuenca alcanza ya a 77.767 personas de la provincia, es decir, el 36,7% de la población, según la tasa AROPE de riesgo de pobreza y exclusión social, unos datos "que no se corresponde con los datos de recuperación que constantemente estamos escuchando".

En nota de prensa, tras expresar su "gran preocupación" por estos datos que evidencian el empobrecimiento de muchos hogares, han indicado que los agentes de Cáritas son testigos cada día de las situaciones "límites" de muchas familias y de cómo las políticas de "austeridad", que implican "recortes en el presupuesto destinado a políticas sociales y de protección", afectan directamente a los conquenses en sus necesidades básicas como la alimentación, el agua, la luz y la calefacción.

"Resulta difícil asimilar que en Cuenca capital existan alrededor de 1.500 familias con graves dificultades, y que además, carezcan de los recursos necesarios para satisfacer sus necesidades principales", han lamentado.

Dicen que las más de 2.100 personas que atendieron en el año 2014 "debería conmover conciencias y replantear la atención a los sectores en riesgo de exclusión y situación de pobreza.

Ante esta situación, Cáritas hace un llamamiento a las distintas Administraciones y a los responsables políticos de la provincia para que hagan un esfuerzo por paliar estas situaciones "desesperadas" de las familias.

Han criticado que el Ayuntamiento de Cuenca lanzó en octubre unas 'Ayudas de Emergencia' para cubrir las necesidades básicas de las familias en situación extrema, pero "han pasado ya cuatro meses y las ayudas no se han hecho efectivas en muchos casos, y en otros se han ralentizado en exceso".

"Los responsables políticos deben abrir los ojos a esta realidad tan dura y tan cercana y comprender que es responsabilidad suya agilizar y poner los medios necesarios para que los conquenses tengan sus necesidades básicas cubiertas", han insistido desde Cáritas.

Comentarios