martes 7/12/21

Daimiel valora que Alvinesa reduzca los malos olores, pero pide más esfuerzo

Equo pide cerrar Alvinesa hasta solucionar al problema de los olores en Daimiel
Daimiel valora que Alvinesa reduzca los malos olores, pero pide más esfuerzo

El alcalde de Daimiel (Ciudad Real), Leopoldo Sierra, ha agradecido a Alvinesa su implicación en la resolución de los problemas de los malos olores en la localidad y le ha pedido que "siga implementado las medidas correctoras que anunció para que desaparezcan por completo".

Sierra ha confirmado que este jueves mantuvo una reunión donde, acompañado de concejales de los grupos municipales de PP y PSOE, tuvo conocimiento de "un resumen del informe" del estudio olfatométrico que la empresa encargó a la Labaqua, según el cual sólo es atribuible a Alvinesa el 21,5 % de los olores medidos durante el tiempo en el que se desarrolló el estudio.

Entre octubre y diciembre de 2017, según el informe de Alvinesa, el resto de olores "pertenecen a otros descriptores", desde las industrias del municipio al alcantarillado municipal, la EDAR o los olores producidos por actividades agrícolas y ganaderas, entre otros.

Sierra ha indicado que su Ayuntamiento va a solicitar a la empresa, por escrito, los datos que afecten a instalaciones municipales, pero ha entendido que "esa no es la parte fundamental" porque los otros descriptores, sin especificar en qué cantidad, suman "algo más del 40 %".

"Si el 21 % es responsabilidad de Alvinesa y no se puede trasladar al otro 40 % porque éste engloba muchos descriptores, el porcentaje más alto de los olores sigue siendo de esta empresa", ha comentado.

Por ello, ha insistido en la necesidad de que Alvinesa implante "las medidas correctoras" que contaron con el visto bueno de la consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural para que "todos podamos abrir las ventanas en Daimiel porque los olores desaparezcan".

Sierra ha admitido que en los últimos meses "la frecuencia de los episodios ha disminuido", pero cuando los hay "la gente vuelve al ayuntamiento a firmar".

El estudio de Alvinesa recoge que, entre octubre y diciembre de 2017, se realizaron 260 mediciones en una malla de 20 puntos que cubren toda la superficie de la población y fueron realizadas por 7 panelistas, calibrados según la norma 13725, en distintos momentos del día y de la noche a lo largo de las 13 semanas.

Los evaluadores, "todos ellos personas de fuera del municipio que previamente habían recibido formación específica", eran controlados 'in situ' por técnicos de Labaqua y virtualmente a través de GPS.

La empresa ha destacado que el informe se realizó "antes de que Alvinesa pusiera en marcha, a principios de año, una serie de medidas para minimizar el impacto de su actividad, tales como la sustitución del riego por plato difusor por riego por manguera, más próximo al terreno y que supone la reducción de entre un 40 % y un 50 % de las emisiones odoríferas".

También realizó las obras precisas para la instalación de un sistema de pretratamiento de vinazas mediante centrifugación para conseguir la disminución de la carga orgánica por separación de sólidos.

Otra medida que está llevando a cabo, y que "se espera esté culminada antes de comenzar la próxima campaña", es la construcción de "dos nuevas balsas para el almacenamiento de vinaza de unos 90.000 m3 cada una, que permitirán a Alvinesa disponer de mayor capacidad de almacenamiento y poder controlar mejor los riegos en función de las condiciones meteorológicas más favorables".

Y también se ha implantado "el uso de un programa de predicción meteorológica para organizar los riegos en función de los vientos y, por último, se ha instalado un sistema de recogida de líquido, mediante depósito abierto con bombeo, en los puntos más deprimidos donde se pueden producir encharcamientos". 

Comentarios