jueves 16.07.2020

Ciudad Real se une a los de Teruel y Castellón como aeropuerto de estacionamiento

La compañía Jet Aircraft Services (JAS), dedicada a servicios de ingeniería y mantenimiento de aviones de aeronaves comerciales, ha llegado a un acuerdo con las compañías Virgin Atlantic y Vueling para que estas estacionen sus aviones en el Aeropuerto de Ciudad Real
Ciudad Real se une a los de Teruel y Castellón como aeropuerto de estacionamiento - EFE/Beldad
Ciudad Real se une a los de Teruel y Castellón como aeropuerto de estacionamiento - EFE/Beldad

El Aeropuerto de Ciudad Real se ha unido a los de Teruel y Castellón para dar servicio como aparcamiento de larga estancia a los aviones de líneas aéreas comerciales que han dejado de volar como consecuencia del hundimiento del tráfico aéreo por la crisis sanitaria del coronavirus.

La compañía Jet Aircraft Services (JAS), dedicada a servicios de ingeniería y mantenimiento de aviones de aeronaves comerciales, ha llegado a un acuerdo con las compañías Virgin Atlantic y Vueling para que estas estacionen sus aviones en el Aeropuerto de Ciudad Real.

Desde hace unos días el aeródromo manchego ha comenzado a recibir las primeras aeronaves que temporalmente se están retirando de las operaciones, debido al parón de la demanda de vuelos como consecuencia del cierre internacional de fronteras.

El primero de los aviones en llegar ha sido un Boing 747 de Virgin Atlantic y poco después lo han hecho tres Airbus A320 de Vueling, según ha explicado a Efe José Fernando Sánchez Bódalo, director Comunicación y Relaciones Institucionales Ciudad Real International Airport (CRIA), empresa propietaria del aeropuerto.

El acuerdo entre JAS y Vueling incluye el desplazamiento hasta el Aeropuerto de Ciudad Real de aproximadamente una veintena de aviones de su flota, principalmente desde sus bases de Sevilla y Barcelona, un número que podría incluso ser superior dependiendo de la disponibilidad de suelo.

Sánchez Bódalo ha señalado que el acuerdo con Virgin Atlantic incluye la llegada a Ciudad Real de un número de aeronaves que "aún no está cerrado pero, que irá variando según la situación mundial".

En todos los casos, los aviones permanecerán estacionados mientras que no se reanuden las operaciones de vuelo y las compañías aéreas vayan recuperando la normalidad en sus negocios, ha dicho.

También ha asegurado que a estas dos compañías probablemente se unirán otras más, con la que ya se están negociando y tratando de cerrar nuevos contratos.

Mientras tanto, los propietarios del Aeropuerto de Ciudad Real está trabajando también en la adecuación del terreno que permita acoger el máximo número de aeronaves posible.

El portavoz del aeropuerto de Ciudad Real ha explicado que la situación que vive la aviación como consecuencia de la crisis sanitaria y el previsible parón que va a sufrir el turismo, obliga a muchas compañías a parar sus aviones a la espera de que reactive el mercado de la aviación comercial, algo que, ha dicho, "no se espera que sea muy inmediato".

Aeropuertos como el de Ciudad Real suponen una alternativa importante para que las compañías aéreas puedan dejar estacionados sus aviones en unas condiciones más favorables económicamente que si lo hicieran en aeropuertos principales, y esto es debido, ha advertido, "a que los costes de aparcamientos son mucho menores en un aeropuerto como el de Ciudad Real, que por ejemplo hacerlo en Barajas".

Para el negocio del aeródromo manchego, ha señalado, el estacionamiento de aeronaves es importante por sí mismo, pero también lo son los trabajos que van asociados, como son las labores de mantenimiento de los aviones, que suponen otra fuente de ingresos.

El inicio de la actividad como estacionamiento de larga estancia del Aeropuerto de Ciudad Real se une a otras líneas de negocio que ya se desarrollan en estas instalaciones, como es el desguace de aviones comerciales que dejan de estar operativos.

Además, en el Aeropuerto de Ciudad Real desde hace una semana se puso en marcha un corredor sanitario entre China y España, habilitado para facilitar la importación de mercancías destinadas a paliar efectos por la COVID-19.

La apertura de este corredor aéreo, ha comentado Sánchez-Bódalo, permitirá también consolidar en estos próximos meses las operaciones de carga, otra línea de negocio que el aeropuerto tenía previsto comenzar a desarrollar entre los meses de julio y septiembre y que, ahora, se adelantará.

Más información en vídeos 
Comentarios