domingo 17/10/21

CHG dice que los trabajos en el río Jabalón se hacen con mínimo impacto ambiental

La CHG ha señalado que estos trabajos tienen como objetivo que las aguas procedentes del desagüe de fondo de la presa pudieran circular sin provocar daños a terceros garantizando, además, la movilidad de recursos hídricos

La Confederación Hidrográfica del Guadiana (CHG) ha salido al paso este martes de las críticas por las actuaciones de mantenimiento que está realizando en el río Jabalón, aguas abajo de la presa de 'La Cabezuela', al asegurar que estos trabajos se llevan a cabo con el mínimo impacto ambiental.

La CHG ha señalado que estos trabajos tienen como objetivo que las aguas procedentes del desagüe de fondo de la presa pudieran circular sin provocar daños a terceros garantizando, además, la movilidad de recursos hídricos.

En concreto, se ha actuado en un tramo con un bosquete de ribera muy cerrado en torno al cauce y en mal estado de conservación que provocaba el práctico taponamiento de la sección transversal por acumulos de material sedimentario, troncos y ramas secos.

El trabajo de la maquinaria, imprescindible para acceder hasta el cauce, ha sido el mínimo necesario para conseguir el objetivo previsto, respetando en lo posible la vegetación del entorno.

Esta actuación, ha dicho, garantiza la movilidad de recursos hídricos desde la presa de 'La Cabezuela' a la presa de la Vega del Jabalón, circunstancia imprescindible ante la situación de alerta en que se encuentra la Unidad Territorial de Escasez o UTE 0.4 (Jabalón-Azuer).

Una situación que afecta, fundamentalmente, al abastecimiento de Campo de Calatrava, según se refleja en el Informe de Sequía y Escasez que se viene publicando conforme a lo indicado en el Plan Especial de Sequía del Guadiana.

Por su parte, colectivos ecologistas habían denunciado que las obras afectaban a un hábitat de bosque de galería protegido por la Directiva Hábitats de la Unión Europea (UE).

Estos colectivos han lamentado que la CHG, en uno de los tramos de ribera mejor conservado del río, hubiera empleado maquinaria pesada arrasando con álamos y olmos, y que, una vez en el cauce, lo había canalizado derribando árboles y destruyendo el refugio que ocupaba la fauna silvestre.

Finalmente, también han criticado que los trabajos se llevaran a cabo en una zona de nidificación del águila imperial ibérica, que en estos momentos se encuentra en fase de incubación.

Comentarios