jueves 09.07.2020

Adif adjudica redacción del proyecto de construcción del tramo Alcázar-Manzanares

Por otra parte, Adif adjudica la renovación del tramo Guadalmez-Cabeza del Buey por valor de 8,9 millones de euros

Adif adjudica redacción del proyecto de construcción del tramo Alcázar-Manzanares
Adif adjudica redacción del proyecto de construcción del tramo Alcázar-Manzanares

El Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) ha adjudicado el contrato de servicios para la redacción del proyecto de construcción del tramo Alcázar de San Juan-Manzanares, dentro de la Línea de Alta Velocidad Madrid-Alcázar de San Juan-Jaén, por un importe de 385.573 euros.

El proyecto, que tiene un plazo de ejecución de ocho meses, incluirá todas las actuaciones necesarias para completar el tramo y permitir que las circulaciones puedan alcanzar una velocidad máxima de 220 kilómetros/hora, ha informado Adif en nota de prensa.

Los trabajos han sido adjudicados a la Unión Temporal de Empresas (UTE) formada por Inse Rail e Inés Ingenieros Consultores y, actualmente, la plataforma de vía está totalmente ejecutada en el trayecto que va desde la estación de Alcázar de San Juan hasta el inicio de la estación de Herrera de La Mancha.

Hasta el inicio de esta estación, también están finalizadas todas las actuaciones relacionadas con las instalaciones de comunicación y electrificación, exceptuando algunos elementos complementarios de las canalizaciones en uno de los pasos superiores.

Las estaciones de Marañón y Cinco Casas también están finalizadas y solo queda pendiente de concluir la estación de Herrera de La Mancha.

En la nueva variante, que va desde el punto kilométrico 184,700 hasta el 187,800, está ejecutada la plataforma hasta la capa de forma, por lo que quedan por concluir las obras correspondientes a la superestructura, así como completar las instalaciones de comunicaciones y electrificación. 

El proyecto contempla también la renovación de vía, instalaciones de comunicaciones y electrificación desde la salida de la estación de Herrera de la Mancha hasta el inicio de la variante y desde el final de la misma hasta Manzanares.

Asimismo, se incluyen todas las actuaciones necesarias para permitir el paso de las circulaciones a una velocidad máxima de 220 kilómetros por hora en los viaductos existentes sobre el río Záncara y el viejo cauce del Guadiana.

Todo el tramo de la línea ferroviaria se cerrará y se finalizarán los cinco pasos superiores incluidos en el proyecto inicial en lo que respecta a la señalización y elementos de protección, entre otros. 

Esta actuación podrá ser cofinanciada por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder) a través del Programa Operativo Plurirregional de España 2014-2020.

GUADALMEZ/LOS PEDROCHES-CABEZA DEL BUEY

Por otra parte, el Consejo de Administración de Adif ha aprobado, por importe de 8.914.289,40 euros (IVA incluido) y un plazo de ejecución de catorce meses, la adjudicación de la renovación de vía del tramo Guadalmez/Los Pedroches-Cabeza del Buey, en las provincias de Ciudad Real y Badajoz.

Los trabajos, que han sido adjudicados a la empresa Comsa, tienen por objeto mejorar el estado de la línea ferroviaria de ancho convencional Ciudad Real-Badajoz en una longitud de 27 kilómetros.

Se actuará de forma prioritaria en aquellos tramos que lo requieran dentro del recorrido comprendido entre la entrada a la estación de Guadalmez (punto kilométrico 298/196) y la entrada a la estación de Cabeza del Buey (punto kilométrico 325/041).

En concreto, la renovación de la superestructura de vía presente en los tramos entre los puntos kilométricos (pp. kk.) 298/196 y 308/601 y entre los pp.kk. 309/919-325/041.

Entre las actuaciones previstas destacan la renovación de la superestructura de vía, la construcción de muros, muretes guardabalasto y refuerzos, así como retirada y reposición de elementos afectados en las instalaciones de seguridad y comunicación.

De igual forma, está proyectada la demolición de los andenes de la antigua estación de Belalcázar, actualmente en desuso.

Por último, se procederá a la limpieza, ampliación y reposición de obras de drenaje transversal, al tiempo que se limpiarán las cunetas que lo requieran y se actuará sobre zonas con posibles problemas de inundabilidad.

Con la adjudicación de este contrato, Adif continúa avanzando en la mejora de la línea de ancho convencional Ciudad Real-Badajoz, que tendrá ya en fase de obras cerca de la mitad del recorrido total. 

OPERADORES PARA COMPETIR CON RENFE

En otro orden de asuntos, la presidenta de ADIF, Isabel Pardo de Vera, ha asegurado que la liberalización del transporte de viajeros por ferrocarril está generando gran interés entre todo tipo de compañías, operadores, fabricantes o fondos, y ha estimado que, como mínimo, entrarán a competir con Renfe dos empresas.

Según Pardo de Vera, muchas empresas se han interesado por circular por la noche para ofrecer servicios de bajo coste y ha asegurado que en ADIF están dispuestos a escuchar todas las ideas siempre que no conlleven incrementos en sus costes de mantenimiento.

ADIF ha elaborado una oferta de capacidad marco de diez años de duración agrupada en tres paquetes, según número de surcos o circulaciones por día, para los corredores Madrid-Barcelona-Frontera francesa y Valencia-Barcelona, Madrid-Levante (Valencia y Alicante) y Madrid-Toledo-Sevilla-Málaga, aquellos que se consideran los más atractivos, y ha elevado la capacidad en alta velocidad en un 65 %.

No obstante, se liberaliza toda la red, ha recordado Pardo de Vera, quien ha subrayado que si hay un operador interesado en explotar cualquier otro corredor podrá solicitarlo y que la capacidad podría elevarse tanto como demandara el mercado.

"Los paquetes son una propuesta, pero si hay ofertantes que presentan planes de negocio y todos caben en la capacidad que tenemos en este momento, la idea es darle cabida a todos", sin que se degraden los servicios actuales, ha señalado.

Para evitar que todas las ofertas se concentren sólo en el corredor a priori más rentable (Madrid-Barcelona), a la hora de dar capacidad a uno u otro ofertante se priorizarán las propuestas que cubran trayectos de los tres paquetes, al que, ha avanzado, seguro que se suma la conexión Valencia-Barcelona.

Para Pardo de Vera, la liberalización ferroviaria es una "cuestión de Estado" porque permitirá rentabilizar unas infraestructuras que son las mejores del mundo y que ahora están infrautilizadas y hacen que el sistema sea insostenible; así como dar al ciudadano frecuencias y servicios necesarios para que se produzca un incremento "espectacular" en el número de viajeros.

"Se está dando un gran servicio pero no el mejor"", ha dicho Pardo de Vera, que ha afirmado que están trabajando para tenerlo todo listo el 14 de diciembre de 2020", sin dejar ni un fleco suelto para que el proyecto resulte atractivo y se consoliden "esas potenciales alianzas que se están ahora fraguando" para entrar a competir con Renfe.

Entre las cuestiones pendientes de cerrar, ha destacado la firma del programa marco a cinco años con Fomento para garantizar la estabilidad financiera de ADIF, así como aprobar los cambios en la Ley del Sector Ferroviario para cambiar la naturaleza tributaria de los cánones (y garantizar la independencia del gestor ferroviario de los Presupuestos) y, posteriormente, establecer su cuantía.

El objetivo es poder presentar en septiembre a los interesados su estimación de cánones para que estos puedan hacer su planes de negocio, ya que los cánones puede representar hasta el 30 % del total del coste del servicio.

Dado que los cánones actuales provienen de unos presupuestos prorrogados y basados en unos costes de mantenimiento inferiores, estos subirán aunque con un impacto que no será significativo y serán muy atractivo gracias al sistema de bonificaciones que se plantea y que implicará bajadas para todos los operadores en función de cómo se intensifique el uso de la red.

Además, ADIF trabaja en resolver cuellos de bolleta, como son las estaciones de Sants, en Barcelona, o las madrileñas de Atocha y Chamartín, en la que se invertirán cerca de 1.000 millones y que pasará de contar con 6 vías y tres andenes, a tener 18 vías y 9 andenes.

Los interesados podrán presentar sus ofertas hasta el 31 de octubre y la intención de ADIF es la de "preadjudicar" capacidad antes de finales de diciembre para negociar los planes de negocio con los operadores, que contarán de un plazo máximo de cinco años para empezar a operar (un tren tarda entre 2 y 3 años en fabricarse).

Más información en vídeos 
Comentarios