domingo 18.08.2019

El Gobierno de CLM destina 126.000 euros a mejorar seguridad vial en Tarazona de la Mancha

El consejero de Fomento, Nacho Hernando, ha destacado que con esta obra se refuerza la seguridad de esta vía de comunicación entre las provincias de Albacete y Cuenca

El Gobierno de Castilla-La Mancha destina 126.000 euros a mejorar seguridad vial en Tarazona de la Mancha (Albacete)
El Gobierno de Castilla-La Mancha destina 126.000 euros a mejorar seguridad vial en Tarazona de la Mancha (Albacete)

El Gobierno regional ha apostado por dar prioridad a la seguridad vial a la hora de ejecutar obras en la Red Regional de Carreteras y, con tal fin, ha invertido 126.000 euros en la construcción de una glorieta en la intersección de la carretera CM-220 con la CM-316, en Tarazona de la Mancha (Albacete).

Así lo ha manifestado este jueves la Consejería de Fomento en nota de prensa, tras la visita que el consejero del área, Nacho Hernando, ha realizado a esta localidad para comprobar las actuaciones llevadas a cabo con el fin de mejorar las condiciones del tráfico y reforzar la seguridad.

Hernando ha explicado que esta intersección soporta 4.500 vehículos en la CM-220 y 1.500 en la CM-316, entre las provincias de Albacete y Cuenca, y dentro de esta última, el transporte pesado supone entre el 15 y el 20 por ciento.

Con esta obra, que incluye la instalación de paneles 'led', el Gobierno regional ha reforzado la seguridad vial, de la que ha dicho que es "una de las máximas prioridades del Gobierno de Castilla-La Mancha y, por ende, de la Consejería de Fomento".

El consejero ha destacado la importancia de esta actuación y ha explicado que, en la red de carreteras de titularidad de la Junta, en esta provincia se ha actuado en 140 kilómetros, con una inversión de 34 millones de euros en los últimos años.

La carretera CM-220 se transfirió a la Junta de Comunidades por parte del Ministerio de Fomento en el año 2008 y desde esa fecha se han venido realizando labores de conservación, actualización, mejora y refuerzo de la señalización luminosa, así como de la horizontal y vertical.

Sin embargo, desde hace años se registran accidentes a consecuencia de los alcances entre los vehículos que circulan por esta vía y aquellos que pretenden cruzarla, que, en su mayoría, se deben al exceso de velocidad.

Para eliminar este problema se ha ejecutado "por vía de urgencia" y en tan solo un mes y medio una obra que ha consistido en la conversión de la intersección de glorieta partida en una glorieta cerrada, completando así las actuaciones que se vienen realizando en esta carretera desde el inicio de la anterior legislatura, ha concluido la Consejería.

Más información en vídeos 
Comentarios