domingo 27/9/20

Sánchez pide otra prórroga de la alarma y deja a las autonomías la gestión de la fase 3

El presidente del Gobierno anuncia un próximo plan para estimular el sector de la automoción
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, durante la rueda de prensa que ha ofrecido en Moncloa tras la videoconferencia con los presidentes autonómicos
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, durante la rueda de prensa que ha ofrecido en Moncloa tras la videoconferencia con los presidentes autonómicos

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha confirmado este domingo que pedirá al Congreso la "última y definitiva" prórroga del estado de alarma de otras dos semanas, hasta el 21 de junio, en la que los presidentes autonómicos serán la máxima autoridad una vez sus territorios estén en la fase 3.

En rueda de prensa tras celebrar su decimosegunda reunión de presidentes autonómicos desde que se activó el estado de alarma, Sánchez ha explicado que si el Congreso aprueba la ampliación, a partir del 8 de junio el estado de alarma será "muy distinto" y "mucho más liviano" pero "necesario" para culminar el proceso de desescalada en la crisis del coronavirus.

El jefe del Ejecutivo ha explicado que serán los presidentes autonómicos quienes pilotarán el paso de la fase 3 de la desescalada a la nueva normalidad y quienes tendrán la última palabra sobre la duración de ese periodo.

Los presidentes autonómicos decidirán, por lo tanto, cuándo se levanta el estado de alarma en sus territorios una vez ya hayan superado la fase 2, además del número de días que quieren permanecer en la 3, aunque podrán solicitar recomendaciones al Ministerio de Sanidad.

Sin embargo, ha remarcado el presidente, "no habrá novedad" en los últimos quince días de estado de alarma en aquellas comunidades autónomas que sigan en fase 2. Además, seguirá siendo el Gobierno quien tome la decisión definitiva del avance a la última etapa de la desescalada, como sucedía hasta ahora.

Pero en la fase 3 debería encontrarse el 8 de junio más de la mitad del país, según ha destacado Sánchez, que considera que esa nueva modalidad de alarma supone el paso de la "cogobernanza" a la "gobernanza plena" de las comunidades autónomas, que ostentan la competencias en materia de sanidad.

En manos del Gobierno lo único que quedará será la regulación de la movilidad, ha remarcado Sánchez.

El jefe del Ejecutivo ha alertado de que pese a los buenos resultados alcanzados en la lucha contra la pandemia, es preciso actuar con "prudencia" y respeto a las reglas sanitarias "para evitar cualquier tipo de recaída", algo que supone un "riesgo real", ha advertido, no solo para España sino para todo el mundo.

Sobre el plan que tiene el Gobierno para limitar los movimientos si hay rebrotes una vez finalizado el estado de alarma, el jefe del Ejecutivo ha apuntado que "no hay otro instrumento para restringir la movilidad" de comunidades autónomas o áreas metropolitanas como las de Madrid o Barcelona si no es mediante esa medida excepcional.

"Por tanto, lo que tenemos que hacer a medida que se levante el estado de alarma es reforzar, y no necesariamente tiene que haber cambios legislativos. Tendremos que hablarlo con las comunidades autónomas y reforzar el grado de cooperación", ha asegurado el jefe del Ejecutivo.

El voto afirmativo del PNV a esta nueva ampliación y la abstención de ERC allanan el camino para que el Gobierno de coalición logre luz verde del Parlamento a esta última alarma, aunque el presidente ha dicho que seguirá hablando con los grupos que no han expresado su rechazo a la prórroga como son el PP y Vox.

En respuesta a una pregunta sobre el diálogo con Ciudadanos, el jefe del Ejecutivo ha agradecido "de corazón" la responsabilidad de los grupos políticos que han apoyado restringir la movilidad y la libertad de reunión, medidas que "se han revelado absolutamente fundamentales para la contención de la COVID-19".

Y en ese sentido ha apelado de nuevo a la responsabilidad y la generosidad de los grupos para prorrogarla 15 días más.

Según ha lamentado el presidente, ayer el president catalán, Quim Torra, le trasladó que no veía necesaria esta prórroga cuando él le explicó cómo estaría diseñada.

Sánchez ha remarcado que, sin embargo, a partir del 8 de junio podrá ser Torra quien decida si "levanta el Estado de alarma" en aquellas zonas que ya han superado la Fase 2, es decir, "territorios que no sean Barcelona ni su área metropolitana", ha deslizado.

Por otro lado, el presidente del Gobierno ha alabado el papel en la gestión de la crisis sanitaria del director del Centro de Coordinación de Emergencias y Alertas Sanitarias, Fernando Simón, y el del ministro de Sanidad, Salvador Illa, quien "jamás ha escurrido el bulto ni ha culpado a nadie" ni se ha permitido una sola mala palabra.

De Fernando Simón -a quien no conocía antes de esta crisis y que según ha remarcado fue elegido por el Gobierno anterior- ha dicho que incluso en las "horas más oscuras" lo ha visto siempre igual de "entregado", pensado en el país, y soportando estoicamente -ha asegurado- "las críticas más descabelladas".

Además, el presidente del Gobierno ha remarcado que las noticias que llegan sobre la vacuna contra la COVID-19 "alimentan la esperanza", y ha apuntado que "empieza a ser posible contar con una vacuna en un plazo más breve de lo esperado".

Sánchez ha remarcado que nunca más se debe debilitar el sistema nacional de salud ni relegar la investigación y la ciencia, y ha remarcado que diez equipos financiados por el Gobierno buscan esa vacuna.

Ha recordado que no habrá normalidad completa hasta que se disponga de una vacuna, y ha remarcado la participación española en varios proyectos europeos conjuntos.

En concreto, ha dicho que diez equipos investigadores españoles financiados por el fondo COVID-19 del Gobierno se encuentran en la "fase preclínica" de proyectos que buscan la vacuna.

"Además de fondos España aporta talento... Hay equipos españoles trabajando en el desarrollo de prototipos, cada uno desde una orientación diferente pero manteniendo una coordinación entre sí que jamás se había producido", ha destacado el jefe del Ejecutivo.

PLAN PARA ESTIMULAR EL SECTOR DE LA AUTOMOCIÓN

En otro orden, el presidente del Gobierno ha anunciado la aprobación en un próximo Consejo de Ministros de un "importante programa" de estímulo para el sector del automóvil que, según ha recordado, ha sido junto al turismo uno de los más "duramente" golpeados por la crisis del coronavirus en España.

Tras el anuncio del cierre de la plantas de Nissan en Barcelona, que solo en empleos directos supondrá la pérdida de 3.000 puestos de trabajo, el jefe del Ejecutivo ha señalado que el Gobierno quiere acordar con el sector de la automoción un plan que haga frente en varios ámbitos al impacto de la crisis y su futura viabilidad.

El programa se articula en seis ejes que prevén la renovación del parque de vehículos, el estímulo a la inversión para dar mayor competitividad a la fabricación de la industria española, el impulso a la I+D+i, medidas de fiscalidad, ayuda a la liquidez de las empresa con líneas ICO y también medidas en el ámbito laboral.

A estos ámbitos de actuación se añaden otros de carácter "transversal", ha explicado el presidente.

Y ha citado un plan estratégico para el sector de la automoción, la armonización de medidas de la movilidad, el hidrógeno verde, la cadena de valor para las baterías y el uso de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) para la "nueva movilidad" postpandemia.

Junto al sector automovilístico, Sánchez ha resaltado la relevancia del turismo como otro "sector clave" para la economía, también muy afectado por las restricciones de movilidad obligadas por la pandemia, y ha abogado por su relanzamiento "inmediato".

Julio será así el mes en que se podrá dar impulso a su recuperación al recibir "con los brazos abiertos" a turistas a los que además de ofrecerles la cultura, la naturaleza, las plazas y la gastronomía españolas también se les dará "seguridad sanitaria" y "compromiso con el medio ambiente".

"Mientras el virus circule por el mundo los turistas encontrarán distancia física pero cercanía emocional", ha aseverado Pedro Sánchez.

Ha negado el presidente que la cuarentena de 15 días ahora impuesta para los visitantes del exterior sea "contradictoria" con la pretensión de recuperar el turismo y ha recordado que muchos países europeos han adoptado también cuarentenas similares.

En España, ha remarcado, se ha hecho con el fin primordial de preservar la salud pública y ha recordado que los rebrotes del coronavirus detectados recientemente "tienen que ver con personas que vienen de fuera".

Sánchez se ha referido también en su rueda de prensa desde el Palacio de la Moncloa al necesario "Plan Marshal" mediante el que "Europa debe salvar a Europa" 72 años después del promovido desde EEUU tras la II Guerra Mundial para ayudar al continente europeo.

En este sentido, ha destacado el alcance del fondo de recuperación que se está negociando en la UE con una magnitud "sin precedentes" que podría suponer para España 140.000 millones de euros de ayudas directas para sectores como el comercio, el turismo o la automoción, muy castigados por los efectos de la pandemia.

MESA DE DIÁLOGO CON CATALUÑA

Por otra parte, el presidente del Gobierno confía en que el próximo mes de julio, una vez se haya cumplido la última prórroga del estado de alarma que vencería el 21 de junio, para recuperar la mesa de diálogo con Cataluña cuya reactivación han reclamado fuerzas como ERC en sus negociaciones con el Ejecutivo.

Sánchez ha recordado que el Gobierno siempre ha mantenido que retomaría "cuanto antes" los compromisos adquiridos en la investidura y ha señalado que si puede habilitarse la mesa catalana en julio, "mejor".

Ha explicado el presidente que una de las claves para poder hacerlo es que se vuelva a permitir la movilidad y la libre circulación de personas en todos los territorios.

Algo que podría ocurrir, ha señalado, a partir del 21 de junio si, como él espera, el Congreso autoriza la próxima semana una última extensión de la alarma que permitiría culminar la desescalada.

APOYO ABSOLUTO A MARLASKA

Durante su comparecencia, Sánchez ha querido dejar claro que el ministro del Interior, Fernando Grande Marlaska, cuenta son su "absoluto apoyo" de la misma forma que ha destacado que "confía plenamente" en la Guardia Civil, cuya "profesionalidad como institución esta fuera de toda duda".

El presidente del Gobierno ha respaldado sin fisuras la gestión del titular de Interior, tras la polémica por el cese del coronel Diego Pérez de los Cobos y de otros mandos de la Guardia Civil y las acusaciones de injerencia en la investigación por el 8M.

"Cuenta con mi absoluto apoyo", ha señalado Sánchez, sin entrar en más detalles tras ser preguntado sobre si respalda al ministro y las últimas decisiones que ha tomado.

Y ante las acusaciones de interferir en la causa que instruye el Juzgado de Instrucción número 51 de Madrid sobre la investigación del 8M contra el delegado del Gobierno en Madrid, Jose Manuel Franco, Sánchez ha defendido que "el Gobierno siempre ha mantenido absoluto respeto al poder judicial y a su independencia".

Es más, el presidente no solo ha respaldado públicamente la figura de Marlaska sino que ha hecho lo mismo con la Guardia Civil, que en paralelo a la polémica con el titular de Interior también se ha visto cuestionada esta semana por una serie de errores que contiene el informe presentado al Juzgado 51 de Madrid.

"Confío plenamente en la Guardia Civil", ha destacado el líder del Ejecutivo que ha subrayado que "la profesionalidad como institución está fuera de duda", negando cualquier atisbo de parcialidad en este y otros informes en el pasado, referentes a Alsasua, el mayor de los Mossos Josep Lluis Trapero o "los Jordis".

Al margen de estas cuestiones, el líder del Ejecutivo ha aprovechado estas preguntas para presumir de algunas de las medidas que ha tomado su gobierno en esto dos últimos años para dar respuesta a "demandas legítimas" de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado.

Se ha referido a la equiparación salarial, "acordada con las asociaciones más representativas" de las fuerzas de seguridad, como ha sucedido esta semana con la aprobación del tercer y último tramo del proceso de equiparación salarial de los policías nacionales y guardias civiles con los miembros de las policías autonómicas.

Ha mencionado también el "relevante" plan de inversiones para recuperar y dignificar loas infraestructuras y cuarteles de la Guardia Civil, especialmente en "la España interior".

Y ha recordado la oferta pública de empleo con unas cuatro mil plazas en marcha que superarán la tasa de reposición.

NO USAR LA BANDERA COMO ENSEÑA DE DIVISIÓN

De otro lado, el presidente del Gobierno ha pedido "mantener a raya el virus de la división y la provocación" y ha pedido a todos "concordia" y "convivencia" y usar la bandera como una enseña de "paz y de futuro, nunca de división y mucho menos de provocación".

"En la etapa que se abre, la unidad es más importante que nunca", ha reclamado Sánchez en su comparecencia

Coincidiendo con el mayor luto oficial decretado en España en la democracia, en el que las banderas ondean a media asta en recuerdo de los más de 27.000 fallecidos por la COVID-19, el jefe del Ejecutivo ha pedido que no se use la bandera española para provocar, y ha pedido además empatía con quienes peor lo están pasando.

Preguntado sobre si contribuyen a esa concordia que reclama las palabras de Pablo Iglesias de que Vox querría hacer un golpe de Estado, Sánchez ha dicho que el propio vicepresidente se refirió este sábado a sus palabras y ha considerado que los miembros del Gobierno no deben "caer en la provocación".

"El debate público tiene que ser mucho más rico; ahora mismo lo que quiere la gente es que nos encontremos, estamos hablando de la vida y de la salud pública y en eso no debe haber debate partidista", ha indicado el jefe del Ejecutivo.

Porque, ha dicho, el objetivo que tiene el Gobierno de España es "la reconstrucción" y la de apelar a la concordia, el diálogo y el encuentro sin "caer en la provocación" de "la ultraderecha" que, ha dicho, "tiene su agenda" propia.

Preguntado en una segunda ocasión sobre las palabras de Iglesias, el presidente ha considerado que "si hay alguien que tiene más responsabilidad de no caer en esas provocaciones es el Gobierno de España".

Por otra parte, el presidente han señalado que de esta emergencia "sin precedentes" se pueden extraer "algunas lecciones", entre ellas que nunca más se debe debilitar el sistema nacional de salud.

"Es nuestra trinchera más segura", ha afirmado, al tiempo que ha reivindicado "nunca más" relegar la investigación y la ciencia.

APROBACIÓN DEL INGRESO MÍNIMO VITAL

Por último, el presidente del Gobierno ha defendido la puesta en marcha a partir de este lunes del Ingreso Mínimo Vital (IMV), una medida aprobada el viernes por el Consejo de Ministros con la que, en su opinión, España "ha ganado en justicia social" y "sobre todo, en decencia".

Sánchez ha hecho hincapié en que ni el Gobierno ni la sociedad "van a mirar para otro lado mientras nuestros compatriotas forman colas para comer", y especialmente para dar de comer a los niños.

Así, el presidente ha puesto énfasis en el efecto que tendrá esta medida para erradicar la pobreza infantil, algo que constituye una "prioridad" del Ejecutivo, ha recalcado.

Ha explicado que esta renta mínima podrá amparar a cuatro de cada cinco personas en situación de pobreza extrema, lo que supone alcanzar a unos 850.000 hogares, con más de dos millones de beneficiarios.

También ha puesto de relieve que la tasa de pobreza en España es la mayor de todos los países de su entorno, duplicando la media de la UE, y supone que el porcentaje de hogares por debajo del 30 por ciento de la renta mediana roza el 7%, lo que incluye en esta situación a más de dos millones de niños.

Más información en vídeos 
Comentarios