lunes 14.10.2019

Sánchez se reunirá el próximo 2 de julio con Batet para fijar una fecha de investidura

Batet espera que la investidura permita un gobierno "lo más rápido posible" y avisa que el Parlamento no es una "máquina de imposición de mayorías"

Pedro Sánchez se reunirá el próximo 2 de julio con Meritxell Batet para fijar una fecha de investidura
Pedro Sánchez se reunirá el próximo 2 de julio con Meritxell Batet para fijar una fecha de investidura

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, se reunirá el próximo martes 2 de julio con la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, para fijar la fecha del debate de investidura, según fuentes socialistas.

Por el momento Sánchez no cuenta con los apoyos necesarios para sacar adelante la investidura, pero su intención es presentarse a ella en julio.

Una investidura fallida serviría, no obstante, para poner en marcha los plazos que conducirían a una nueva convocatoria de elecciones.

La negociación entre Pedro Sánchez y el líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, se encuentra bloqueada por la exigencia de éste de tener representación en el Consejo de Ministros, con lo que Sánchez sólo cuenta con el apoyo de los 123 diputados del PSOE y de los dos del PRC y Compromís.

Sánchez se presentará al debate de investidura en defensa de un gobierno "progresista, europeísta y moderado", para que España "avance" con un proyecto liderado por él que tenga "sentido de Estado".

El PSOE defiende que España "no tiene tiempo de perder" y que necesita un Gobierno "cuanto antes".

Por eso la fecha elegida por Sánchez para reunirse con Batet es la primera disponible en su agenda después de los compromisos internacionales que afrontará en de los próximos días, con la cumbre del G-20 en japón, y el Consejo Europeo Extraordinario de Bruselas.

"LO MÁS RÁPIDO POSIBLE"

Por su parte, la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, ha considerado que la investidura del secretario general del PSOE debería producirse para que haya un “gobierno a pleno rendimiento lo más rápido posible” y porque la ciudadanía “está esperando” a que tenga lugar.

Batet ha confirmado, a su entrada al foro “Concordia Europe Amchamspain”, que el próximo martes, 2 de julio, mantendrá una reunión con el presidente en funciones de la que saldrá la fecha de su investidura.

“Él me transmitirá lo que considere y en función de esa conversación yo acabaré de decidir cuándo se convoca el pleno de investidura”, ha afirmado Batet ante los medios.

Al ser preguntada si hay posibilidad de que la investidura de Sánchez resulte fallida, la presidenta del Congreso ha admitido que “todavía no se sabe”, y que “desde luego, antes de la conversación con el presidente” no podrá tomar ninguna consideración al respecto.

“Creo que sería bueno para el país que hubiera investidura, que hubiera un gobierno a pleno rendimiento lo más rápido posible porque creo que es lo que necesita precisamente la ciudadanía y es lo que está esperando”, ha concluido. 

"MÁQUINA DE IMPOSICIÓN DE MAYORÍAS"

De otro lado, la presidenta del Congreso ha hecho un llamamiento este miércoles a "volver a empoderar" el Parlamento que, según ha advertido, no puede ser concebido como una "máquina de imposición de mayorías" sino como una "herramienta útil de construcción de consenso".

En su discurso de apertura en el foro Concordia Europe Amchamspain, Batet ha considerado que la crisis económica y social, que a día de hoy sigue teniendo "consecuencias", ha generado "un profundo alejamiento de las instituciones y, en particular, del Parlamento".

Solo con la superación de ese contexto crítico se podrá recuperar el "reconocimiento de la política y el parlamentarismo", ha añadido Batet en su intervención.

"No podemos permitirnos dejar atrás la institucionalidad de nuestro Parlamento, que es la mejor construcción que hemos logrado de representatividad, publicidad y responsabilidad", ha aseverado.

La presidenta del Congreso ha insistido en que es necesaria una "recuperación social y económica" para que pueda haber una "recuperación política" ya que, en manos de "poderes privados" y "determinados grupos sociales", también se sitúan "resortes fundamentales" para llegar a consensos políticos.

En esta línea, ha advertido que el Parlamento no es "una máquina de imposición de mayorías" puesto que la mayor parte de las decisiones parlamentarias legislativas se toman mediante "amplios acuerdos" que van más allá de las "mayorías de los gobiernos".

Batet ha insistido en que en el contexto político actual, caracterizado por el debate constante entre partidos, se tiende a enfatizar las "diferencias" entre ellos y se da "protagonismo" a lo que los separa, en vez de poner en valor el diálogo que lleva al desarrollo de medidas parlamentarias.

Por ello, ha reclamado que para que la ciudadanía recupere la confianza en la política se deben "volver a empoderar" las instituciones públicas y "asumir responsabilidades" junto a ellas. 

Más información en vídeos 
Comentarios