Alegría: La banca pierde una oportunidad de mejorar su "maltrecha reputación"

La nueva portavoz del PSOE asegura que el principal problema que tiene España en la actualidad es la inflación
La ministra de Educación y nueva portavoz del PSOE, Pilar Alegría, en un momento de la entrevista con la Agencia Efe
photo_camera La ministra de Educación y nueva portavoz del PSOE, Pilar Alegría, en un momento de la entrevista con la Agencia Efe

La ministra de Educación y nueva portavoz del PSOE, Pilar Alegría, asegura que la prioridad del Gobierno y del partido es la "rentabilidad social" y no la "electoral" y avisa a la banca de que con sus críticas al impuesto extraordinario está perdiendo una oportunidad de mejorar su "maltrecha reputación".

Alegría (Zaragoza, 1977) lleva más de una semana compaginando su labor de ministra de Educación con la nueva tarea de portavoz de la Ejecutiva Federal del PSOE, que asume con el objetivo de explicar mejor las medidas del Gobierno en un momento en el que asegura que el "ruido ensordecedor" de la sociedad lo hace "muy complicado".

"Hay que ser claro, humilde, empático y pedagógico, pero también vamos a ser contundentes a la hora de poner pie en pared frente a las mentiras o tergiversaciones que el PP viene realizando desde prácticamente el inicio de esta legislatura", señala en una entrevista con la Agencia Efe.

Entre las medidas aprobadas por el Gobierno de Pedro Sánchez, Alegría destaca la reforma laboral, la subida del salario mínimo interprofesional y, más recientemente, el impuesto extraordinario a las grandes eléctricas y a la banca, criticado muy duramente por el sector.

"La banca está perdiendo una oportunidad extraordinaria de mejorar su maltrecha reputación", dice la nueva portavoz del PSOE.

En su opinión, los ciudadanos de este país "hicieron un ejercicio de responsabilidad y solidaridad para rescatar a la banca en su momento" a través de sus impuestos, por lo que "no es en absoluto injusto" ni "imposible" pedirle ahora al sector que "devuelva una pequeña parte" a los españoles con este impuesto extraordinario.

"No se me ocurre ningún mejor ejercicio de responsabilidad social corporativa que arrimar el hombro y hacerlo de buena gana, no a regañadientes", ha añadido.

Alegría asegura que el principal problema que tiene España en la actualidad es la inflación, que ha provocado "un encarecimiento de la cesta de la compra", y reconoce que la crisis energética derivada de la invasión de Ucrania por parte de Rusia "abre un escenario de incertidumbre" en toda Europa.

Sin embargo, destaca que en nuestro país hay "datos positivos", como una tasa de empleo "elevada" y con más contratos indefinidos, algo que atribuye a la actual reforma laboral.

Y aunque en julio hubo un retroceso en la creación de empleo, con una pérdida de 7.366 afiliados a la Seguridad Social y 3.230 parados más, señala que en sectores como el de la hostelería es debido a que ha habido un adelanto de la contratación en meses previos, en muchos casos de forma indefinida.

"Reconocemos que la situación es difícil, pero es importante que abramos la mirada, que veamos cómo está respondiendo la economía y la sociedad española", sostiene.

Con este panorama, Alegría afirma que la prioridad tanto del Gobierno como del PSOE es la "rentabilidad social", con la puesta en marcha de medidas que favorezcan a la clase media y trabajadora, y no la "rentabilidad electoral".

No obstante, reconoce que en el PSOE están pendientes de las encuestas, que dan una mayor ventaja al PP e incluso lo sitúan en primer lugar, por delante de los socialistas, pero al mismo tiempo señala que "queda mucho" para las próximas elecciones municipales, autonómicas y generales, previstas en 2023 y que confía en ganar.

"El PSOE sabe ganar elecciones en este país, lo hemos demostrado en muchas ocasiones. Cuando el PSOE está unido y motivado, somos un partido imparable", afirma Alegría, que ve al PP de Alberto Núñez Feijóo "demasiado optimista" y le advierte de que la legislatura "se le va a hacer eterna".

El PP sigue siendo el principal rival electoral del PSOE, al que no le preocupa la competencia que le hará en las próximas elecciones generales la actual vicepresidenta del Gobierno de coalición, Yolanda Díaz, de la parte de Unidas Podemos y que prepara una alternativa de izquierdas con la plataforma Sumar.

"Toda plataforma o futuro partido cuyo objetivo sea movilizar al electorado progresista, bienvenido sea", dice Alegría.

Además, para la nueva portavoz del PSOE, ante las próximas elecciones generales sólo hay dos opciones: "O un gobierno progresista liderado por Pedro Sánchez o un gobierno anclado en el pasado liderado por el señor Feijóo".

Sobre la relación del PSOE con sus socios de Gobierno de Unidas Podemos, afirma que es como la de "cualquier matrimonio bien avenido", ya que han llegado a acuerdos con "medidas muy importantes para este país" pese a que en algunos asuntos han tenido "distintos puntos de vista".

El último desencuentro ha sido con motivo de la aprobación del anteproyecto de ley de secretos oficiales, que no convence ni a Unidas Podemos ni a algunos socios parlamentarios como PNV o EH Bildu, que ven los plazos de desclasificación exagerados.

"A la hora de poder aprobar las distintas leyes y normativas necesitamos alcanzar 176 votos y por supuesto que trabajaremos y escucharemos las distintas aportaciones de los grupos políticos, pero es una ley que da un salto muy importante cuantitativo y cualitativo en materia de transparencia y rendición de cuentas", defiende Alegría.

Comentarios