miércoles 24.07.2019

Page presentará cuentas en CLM a la semana de revalidar mandato a pesar de que el bloqueo de PP y Cs tumbe los PGE

- Asegura que el texto está listo con importantes mejoras: "No quiero que la región se asfixie y antepondré sus intereses".

- Ve "tímido" el pronóstico de Fernández Vaquero que coloca al PSOE rozando la mayoría absoluta en CLM: "Se reservó".

- Dice que militancia de PSOE-A es quien decide su futuro: "Sólo faltaría que decidiera el PSC. Ni duques ni barones".

- Replica a Montserrat (PP) que "ni radicales de PSOE ni aspirantes a radicales de PP" le cambiarán su opinión sobre Cataluña.

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, en un momento de la entrevista mantenida con EuropaPress
El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, en un momento de la entrevista mantenida con EuropaPress

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha asegurado que su Gobierno tiene preparado un anteproyecto de ley de Presupuestos para 2019 que podría aprobarse en el corto plazo siempre y cuando se despejen las incógnitas en cuanto a los Presupuestos Generales del Estado, después de que PP y Cs bloquearan en el Senado la senda de déficit, premisa previa para continuar con su tramitación parlamentaria.

En una entrevista con Europa Press, ha recordado que en todo caso el presupuesto vigente, que se prorrogará para el próximo ejercicio, está diseñado "con la mentalidad" de que pudieran prolongarse más allá de 2019 "sin ningún problema".

No obstante, el titular del Ejecutivo regional ha avisado, si PP y Cs siguen bloqueando los presupuestos nacionales entorpeciendo que la nueva senda de déficit tenga luz verde, lo que no va a hacer es "castigar a los funcionarios y ciudadanos de Castilla-La Mancha".

"No voy a importar a la región ese bloqueo, porque supondría más recortes. Mi voluntad es no sólo terminar de reconstruir el Estado del Bienestar, sino subir otras dos plantas más", ha aseverado.

García-Page ha insistido en que, aunque su Gobierno está preparado para sacar adelante las cuentas sí se aclara el panorama nacional, las tramitará en cuanto inicie la próxima legislatura si revalida su mandato, con un texto que está "más que preparado para dar un nuevo empuje a la Sanidad o a la Educación", reclamando al mismo tiempo "una mejor financiación autonómica".

Este presupuesto contempla "beneficios para la Función Pública, la Sanidad, la Educación y las prestaciones sociales", además de contar con "una dosis de inversión pública".

Si no pudiera iniciar el trámite parlamentario para su aprobación por el bloque nacional impuesto por PP y Cs, aceleraría la hoja de ruta en caso de revalidar el Ejecutivo castellano-manchego, y tras conformarse el nuevo Parlamento autonómico así como el nuevo Gobierno "en una semana estaría el texto preparado".

Eso sí, "sin engañar a la ciudadanía", ya que todavía queda pendiente de que el Gobierno estatal "arregle el problema de contabilidad" relacionado con el IVA y que podría repercutir en 130 millones de euros más para la región, dinero suficiente para, por ejemplo, "acabar con las obras de dos grandes hospitales".

"No vamos a jugar con eso ni queremos engañar con presupuestos falsos. Queremos que sean realistas", ha enfatizado.

Abundando sobre el bloqueo que la mayoría del PP impone en el Senado para que los Presupuestos Generales del Estado sigan adelante con su tramitación, Emiliano Garcí-Page ha considerado "un despropósito" que le pelea se centre en "unas décimas de déficit" para acabar "bloqueando también el oxígeno que entra".

"No quiero que la región se asfixie, pero tengo claro que antepondré los intereses de la ciudadanía de Castilla-La Mancha a la veleidades e intrigas del Congreso de los Diputados", ha subrayado.

PRÓXIMAS ELECCIONES EN CLM Y CANDIDATURAS

Por otra parte, el presidente de Castilla-La Mancha ha asegurado que el pronóstico realizado la pasada semana por el presidente de las Cortes regionales, Jesús Fernández Vaquero, que colocaba al PSOE al borde de la mayoría absoluta con 16 diputados, con el PP cosechando 11 --con permiso de Vox, que podría robarle uno--, más 4 de Cs y uno más de Podemos, fue "muy tímido".

García-Page ha dejado entrever que su apuesta pasa por que el PSOE está en disposición de conseguir ganar en Castilla-La Mancha con mayoría absoluta.

"Creo que se reservó algo más para poder celebrar después. Ha sido tímido adrede", ha considerado a cinco meses de la cita con las urnas.

También se ha referido a la intención de Fernández Vaquero de dejar la primera línea política, aunque supeditó esa decisión a una charla con el propio García-Page. "Él siempre será en política lo que quiera. Siempre ha sido lo que ha querido", ha dicho al respecto.

No sólo Fernández Vaquero tendrá que tener esa conversación con el líder socialista, sino también "todo el partido". En este sentido, ha dicho que cuando arranque de nuevo el curso tras el parón navideño, la formación que dirige "tiene que acelerar la decisión de sus candidaturas" y poner en marcha "toda la maquinaria". "Ya estamos en capilla".

En cuanto a esos procesos, sí ha avanzado "una dosis alta de renovación de candidaturas", aunque ha asegurado que los socialistas que ya ostentan alcaldías, "en general, están en las mejores condiciones para repetir, respetando siempre lo que diga cada agrupación".

"SÓLO FALTARÍA QUE DECIDIERA EL PSC. NI DUQUES NI BARONES"

De otro lado, el también líder de los socialistas castellano-manchegos ha mostrado su preferencia por que sea la militancia del PSOE de Andalucía quien decida el futuro de la federación, mostrándose confiado en que esto se produzca sin interferencia ni del "aparato, ni de barones, ni de duques".

García-Page ha destacado que el PSOE en Andalucía "es un valor a cuidar en todo el conjunto del partido por número, envergadura, por trayectoria y por representatividad", por lo que "su ruptura comportaría un ciclón en el conjunto de la organización".

"Abogo por que se cumplan las normas del partidos y que los militantes decidan el destino de su comunidad autónoma, sólo faltaría que lo decida el PSC", ha aseverado el líder castellano-manchego. "Si al PSOE andaluz le corresponde como castigo la ruptura o desintegración por ser el más votado, ¿qué castigo le corresponde a los terceros o a los que no han ganado nunca", ha ironizado.

Por ello, a juicio de García-Page, la decisión sobre una hipotética sucesión de Susana Díaz no depende ni de Pedro Sánchez ni de la propia Díaz, porque el PSOE en esta Comunidad Autónoma "es demasiado importante para jugar con él". "La fraternidad que queremos para España no podemos negarla dentro del partido, es una contradicción supina".

Así, ha puesto como ejemplo que sí en Castilla-La Mancha no hubiera sido el PSOE regional quien comandara la transición cuando María Dolores de Cospedal desbancó a José María Barreda en 2011, los socialistas castellano-manchegos habrían estado "chupando rueda en la oposición treinta años".

"NI RADICALES DEL PSOE NI ASPIRANTES A RADICALES DEL PP"

Sobre Cataluña, García-Page ha replicado a la portavoz del PP en el Congreso de los Diputados, Dolors Montserrat, que "ni radicales" de su propio partido ni "portavoces aspirantes a radicales del PP" le van a hacer cambiar su postura al respecto del conflicto catalán, defendiendo que si se tira de hemeroteca y se analizan sus declaraciones al respecto, su opinión ha sido siempre tener contra los independentistas "la misma respuesta constitucional".

De este modo el líder de los socialistas castellano-manchegos ha salido al paso de las palabras de Montserrat que, también en conversación con Europa Press, ha asegurado que algunos barones socialistas se estaban acercando al PP, al tiempo que consideraba que tanto Pedro Sánchez como Quim Torra estaban "devorando" al PSOE.

"España está muy por delante del PSOE y del Gobierno. Es un valor a proteger desde cualquier punto de vista, y no me van a hacer cambiar de opinión", ha insistido.

El líder autonómico ha avisado a los partidos independentistas de que "una cosa es atacar la Constitución, pero otra muy distinta saltársela a la torera", recordando que la Carta Magna "obliga a los partidos políticos a tener un régimen democrático.

EL 155 LEGARÁ "SI SE QUEBRANTA EL ORDEN CONSTITUCIONAL"

García-Page, sobre la necesidad de aplicar el 155 en Cataluña, ha asegurado que el Gobierno lo pondrá en marcha "si se quebrante el orden constitucional". En todo caso, ha considerado que cuando este artículo constitucional estuvo en vigor, en Cataluña "hubo mucha serenidad".

Esto es, según García-Page, porque España "siempre ha demostrado una templanza tremenda en tiempos difíciles", por lo que el 155 "no hay que plantearlo frente a opiniones políticas, ya que se trata de una respuesta jurídica y constitucional".

En su opinión, en estos momentos hay miembros de partidos independentistas alejados de las teorías más extremistas "que quieren estrechar la mano" de la normalidad "para ver si se le puede sacar del callejón", mientras que otros líderes "han decidido quedarse" en ese callejón.

"Hay gente --de partidos independentistas-- que dice a las claras, sin medios ni micrófonos, que esta situación es insostenible y no se puede perpetuar", ha aseverado, añadiendo que "el Estado lleva cientos de años aguantando con robustez" los envites del "movimiento separatista".

SI NO HAY PGE, EMPEZARÁ LA CUENTA ATRÁS PARA CONVOCAR ELECCIONES

En otro orden de cosas, sobre la tramitación de los Presupuestos Generales del Estado actualmente bloqueados en su fase de la Cámara Alta, ha dicho que si finalmente no salen adelante no habría necesidad de convocar elecciones "automáticamente", pero sí que "empezaría la cuenta atrás" para hacerlo.

"No creo que este Gobierno esté en la disposición de aguar a cualquier precio", ha dicho García-Page, quien en todo caso sigue insistiendo en su postura de que unos comicios generales no deberían coincidir con las autonómicas y municipales del 26 de mayo.

"Puede pasar de todo, pero hoy por hoy se aventura todo como muy complejo", ha opinado el presidente autonómico.

Más información en vídeos 
Comentarios