martes 17.09.2019

Más de 180.000 ciudadanos atenderán las mesas electorales y cobrarán 65 euros como dieta

Entre titulares y suplentes, medio millón de personas están citadas a primera hora del domingo en los colegios electorales

Más de 180.000 ciudadanos atenderán las mesas electorales y cobrarán 65 euros como dieta
Más de 180.000 ciudadanos atenderán las mesas electorales y cobrarán 65 euros como dieta

Un total de 180.114 ciudadanos se encargarán este domingo de atender las 60.038 mesas electorales repartidas por todo el país para las elecciones generales de este domingo, una labor por la que cada uno de ellos cobrará 65 euros en concepto de dieta, 1,76 euros más que en los comicios de junio de 2016.

Como en cada proceso electoral, los ayuntamientos fueron los encargados de elegir por sorteo a los presidentes y vocales que deberán atender las más de 60.000 mesas que se constituirán en los 23.196 colegios o locales electorales que se van a habilitar.

En total, son 180.114 los miembros titulares de las mesas electorales seleccionados, 7.500 más que en los comicios de hace tres años, y 360.228 los suplentes, 15.000 más que en las generales de junio de 2016.

IMPRESCINDIBLES PARA CONSTITUIR LAS MESAS

Su labor comienza a las 8.00 horas del domingo, que es cuando están convocados. La cita es para el presidente y los dos vocales elegidos, pero también para los suplentes (dos por puesto), que tienen que acudir al colegio electoral por si fallan los titulares, lo que supone una movilización en total de 540.342 personas en todo el país. Las mesas no se constituyen sin estos tres cargos y, si falta alguno, la Junta Electoral puede obligar a los primeros votantes que se acerquen a formar parte de la mesa.

Una vez constituidas las mesas, a las nueve de la mañana se abrirán los colegios electorales, donde se podrá votar hasta las 20.00 horas. En cada mesa este domingo habrá dos urnas, una para votar al Congreso y otra para el Senado, y en los colegios de la Comunidad Valenciana habrá una tercera para las autonómicas.

Cerrados los colegios se procederá al escrutinio en cada mesa. El recuento incluirá los votos que hayan sido enviados por correo desde España y que serán añadidos al resto. Primero se abren los sobres con las papeletas al Congreso y, concluido este proceso, los del Senado. En la Comunidad Valenciana se contarán en tercer lugar los votos de las autonómicas.

VOTOS BLANCOS O NULOS

En el recuento, se considerará voto en blanco aquellos sobres del Congreso que no contengan ninguna papeleta; en el Senado, a esta opción se suma otra, la de no señalar ningún candidato con una 'x'.

Los miembros de las mesas rechazarán además los votos nulos, aquellos que no sean papeletas y sobre oficiales, las papeletas sin sobre, las que estén manipuladas de alguna forma, por ejemplo, escritas; también los sobres con papeletas de más de una candidatura (en el caso del Congreso) o las papeletas del Senado con más cruces de las permitidas (más de tres en la Península, más de dos en el caso de Gran Canaria, Tenerife, Mallorca, Ceuta y Melilla, o más de uno en el caso de Menorca, Ibiza-Formentera, Fuerteventura, Gomera, Hierro, Lanzarote y La Palma).

Concluido el recuento, los miembros de las mesas deben completar las actas y entregarlas donde corresponda: el presidente llevará a los juzgados de primera instancia o de paz el escrutinio y un vocal esperará a que un funcionario de Correos recoja en el colegio electoral copia del acta de constitución de la mesa y de la sesión. Paralelamente, Interior habrá facilitado los medios técnicos necesarios para comunicar los datos al Ministerio por vía telemática con idea de ofrecer los resultados provisionales en la noche electoral.

Además de tener derecho a una dieta, los ciudadanos que hayan formado parte de las mesas y que sean trabajadores por cuenta ajena podrán ver reducida la jornada laboral del día siguiente, esto es, del lunes 29 de abril, en cinco horas.

Más información en vídeos 
Comentarios