Martes 24.04.2018

UP pide al Congreso que el Tribunal de Cuentas fiscalice a la empresa pública Gicaman

Por otra parte, IU asegura que el PP puede saber la incidencia del amianto en el barrio toledano del polígono apoyando la PNL en el Congreso

El coordinador regional de IU Castilla-La Mancha, Juan Ramón Crespo, durante la rueda de prensa que ha ofrecido en la sede de la formación en Toledo
El coordinador regional de IU Castilla-La Mancha, Juan Ramón Crespo, durante la rueda de prensa que ha ofrecido en la sede de la formación en Toledo

El grupo parlamentario Unidos Podemos en el Congreso de los Diputados ha pedido que el Tribunal de Cuentas haga un informe de fiscalización sobre los recursos de la empresa pública Gestión de Infraestructuras de Castilla-La Mancha (Gicaman), debido a que la comunidad autónoma sigue sin Sindicatura de Cuentas.

La petición se ha formalizado mediante un escrito que registraron el pasado 1 de marzo el portavoz adjunto de Unidos Podemos, Alberto Garzón y la diputada de IU Eva García Sempere, según ha dado a conocer este viernes en rueda de prensa el portavoz regional de IU en Castilla-La Mancha, Juan Ramón Crespo.

En el escrito, solicitan a la Comisión Mixta para las Relaciones con el Tribunal de Cuentas que recabe de este organismo un informe específico de fiscalización específico sobre los recursos públicos de esta empresa pública, adscrita a la Consejería de Fomento.

También demandan que "en aras de la necesaria exigencia de transparencia en la gestión de los fondos públicos", el informe que haga el Tribunal de Cuentas "debe contener, en particular, información suficiente y detallada sobre la naturaleza económica de las operaciones financiadas con los recursos públicos, su empleo en tareas de mantenimiento y su gestión económico-financiera".

Asimismo, justifican la petición en el hecho de que el anterior Gobierno del PP eliminó la institución de la Sindicatura de Cuentas de Castilla-La Mancha, y señalan que como no ha sido recuperada por el actual Gobierno del PSOE, IU se ve en la necesidad "de recurrir al Tribunal de Cuentas estatal para que vigile la gestión del sector público regional".

Por su parte, Crespo ha justificado la iniciativa porque "no hay institución en Castilla-La Mancha que pueda auditar las cuentas públicas" y además, ha criticado la gestión que está haciendo Gicaman, a la que también se hace referencia en el escrito presentado por Garzón y García Sempere en la Cámara Baja.

Los parlamentarios de Unidos Podemos señalan en su escrito que Gicaman cuenta con un presupuesto de alrededor de 44 millones de euros y que gestiona 2.257 viviendas de un total de 95 promociones públicas de Castilla-La Mancha y que en las últimas semanas ha habido un desalojo de 26 familias que habitaban un edificio de la empresa pública en Guadalajara, que tenía riesgo de derrumbe.

Estas familias fueron desalojadas del edificio, construido en 2005, "por las grietas y el riesgo de derrumbe que presentaba", según se indica en la petición de Unidos Podemos.

Además, se hace referencia a otros problemas similares en edificios de Gicaman de Guadalajara, de Puertollano y de Toledo, que han surgido por la falta de mantenimiento por parte de la empresa pública, que se ha "desentendido" de su gestión, según Crespo.

El coordinador regional de IU ha criticado también que, además de no mantener adecuadamente los edificios, Gicaman se está comportando de forma "cicatera" con las personas que habitan estas viviendas sociales, ante las que se está mostrando "como un pésimo casero".

Así ocurre en las 148 viviendas sociales que situadas en la calle río Yedra, en Toledo, un edificio que fue construido hace seis años y presenta grietas y un "importante deterioro", según IU.

Dos de los habitantes de las viviendas, Pablo Manuel González y Antonio Llorente, han comparecido en rueda de prensa para informar sobre los múltiples problemas que están sufriendo y que Gicaman no está queriendo solucionar, a pesar de las numerosas ocasiones en las que se lo han solicitado.

Han denunciado que en muchas ocasiones los ascensores no funcionan porque no llega el fluido eléctrico, lo que genera situaciones como que tres personas discapacitadas no pueden salir a de su casa porque está en la quinta planta.

Tampoco funcionan las puertas de los garajes por los mismos motivos, que tienen que permanecer abiertas, lo que genera problemas de inseguridad y de miedo, ya que se da la circunstancia que un trastero se ha habilitado una "narcosala" de la que ya han dado parte a la Policía Nacional, han señalado. 

RESIDUOS DE AMIANTO EN BARRIO TOLEDANO

En otro orden, el coordinador regional de IU ha dicho que el PP tiene "una oportunidad estupenda" de conocer la posible incidencia de los residuos de amianto en Toledo, apoyando la proposición no de ley (PNL) presentada por Unidos Podemos en el Congreso de los Diputados para que se haga un estudio epidemiológico.

A preguntas de los periodistas, Crespo ha comentado que es una buena oportunidad para que el grupo popular en la Cámara Baja apruebe la PNL de Unidos Podemos "y sepamos la realidad sobre la incidencia del amianto en las enfermedades tumorales y respiratorias".

Crespo ha hecho estas consideraciones al ser preguntado por la petición que va a registrar este viernes el grupo popular en las Cortes regionales, para que comparezcan en la Cámara autonómica el presidente, Emiliano García-Page, y los consejeros de Medio Ambiente y de Sanidad para que den explicaciones sobre los efectos del amianto en la salud.

Al respecto, Crespo ha recordado que Unidos Podemos ha presentado dos PNL en el Congreso, una para que se retiren los residuos de amianto depositados cerca del barrio del Polígono de Santa María de Benquerencia y otra para que se haga dicho estudio epidemiológico.

Y ha considerado: "Lo que está pidiendo ahora el PP en las Cortes de Castilla-La Mancha lo puede hacer el Ministerio de Sanidad, que es al que se lo hemos pedido".

A su juicio, no dejará de ser paradójico "que el PP se comporte de una forma en Castilla-La Mancha, cuando no gobierna, y que no haga lo mismo y no sea correlativo, cuando tiene responsabilidad, a nivel del Ministerio de Sanidad".

También ha comentado que "es bastante curioso que cuando el PP gobernaba en Castilla-La Mancha no haya movido ni una sola paja para sacar esos vertidos de donde se encuentran".

"Es la hipocresía en la que los movemos", ha lamentado Crespo, que ha añadido: "Cuando nosotros criticamos al Gobierno regional lo hacemos con contundencia pero al mismo tiempo decimos que el PP está absolutamente deslegitimado para hablar casi del 90 por ciento de los problemas que estamos sufriendo, que tienen su origen en el gobierno del Partido Popular".

Asimismo, ha asegurado que con esta PNL Izquierda Unida no quiere crear alarma social sobre la incidencia del amianto en las enfermedades tumorales y ha advertido: "La alarma se empezará a producir en cuanto no nos faciliten los datos que estamos pidiendo".

También ha señalado que Unidos Podemos ha presentado otra PNL para que se retiren los residuos, y que por lo tanto "tienen la oportunidad el Partido Popular y el Partido Socialista de votar a favor de la retirada de los residuos y de conocer cómo inciden no solo en el barrio del Polígono, sino en toda la ciudad de Toledo" esos depósitos de amianto".

Crespo ha sentenciado: "Guardar la basura debajo de la alfombra, como lo están haciendo, es una chapuza y un desprecio hacia la salud de todos los toledanos y toledanas, es así de claro, podemos hacer componendas y decirlo de otra forma, pero esa es la realidad".

Más información en vídeos 
Comentarios