García-Page anima a UGT a que 'aguante' ante el acoso a la actuación sindical

El secretario general del PSOE de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, animó a la Unión General de Trabajadores (UGT) a que "aguante" y mantenga la "autoestima alta" ante el acoso que sufre la actuación sindical

VI Congreso regional de UGT Castilla-La Mancha
photo_camera VI Congreso regional de UGT Castilla-La Mancha

El secretario general del PSOE de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, animó a la Unión General de Trabajadores (UGT) a que "aguante" y mantenga la "autoestima alta" ante el acoso que sufre la actuación sindical.

García-Page se refirió así en el discurso que pronunció en la inauguración del VI Congreso Regional de UGT, que se celebra en Toledo, y en el que destacó que "hoy es un día malo para decir que se es político y representante sindical".

"Hay mucha gente que aún criticando necesita una esperanza y también hay mucha gente que lo cuestiona todo, pero aún así echaría en falta la labor sindical y representativa de los partidos políticos en el mismo momento en que no existieran", añadió.

El también alcalde de Toledo recordó la "zozobra" y los planteamientos críticos que ha podido comprobar en "mucha gente" y, ante eso, invitó a luchar "porque aunque no nos hagan culpables de los problemas no hacen responsables de las soluciones".

"Nosotros no podemos decir que somos tan víctimas de la crisis como la inmensa mayoría, padeciendo la problemática y aún más si se añade la persecución premeditada de las administraciones", aseguró García-Page, quien reconoc la "gran crispación social que hace que se cuestione todo".

En este sentido, ha dicho que "me parece suficientemente grave" que se alimente "desde la oficialidad, ministros, consejeros" un permanente discurso antipolítico y antisindical.

Aquí, apuntó como la cohesión social y la cooperación interterritorial "se está poniendo patas arriba" cuando el avance de España y de muchas de sus regiones ha sido por la solidaridad europea y también territorial española.

"Uno antes podía discutir si íbamos a salir antes o después de la crisis, pero el problema ahora es que la gente está interiorizando que cuando nos despertemos de esta pesadilla que es la crisis nos vamos a encontrar un país y una región sustancialmente distintos a los que teníamos antes de la crisis", señaló.

En este caso, reseñó que cohesión y estructuración tanto territorial como social "esta patas arriba" por el desempleo, desatención de derechos y precariedad laboral, tras la reforma que ha modificado "cientos de condiciones que se han ido degradando sin una causa concreta", mantuvo.

En este punto, afirmó que "no todas las regiones tienen el mismo mástil ni todas tienen las velas en iguales condiciones para aprovechar el viento cuando empiece a soplar".

"Algunas podrán desplegar las velas y salir tirando y otras nos vamos a encontrar una situación mucho más desolada", ha añadido García-Page, quien ha zanjado que "todos esto datos reflejan que la situación en Castilla-La mancha es muy grave".

Por ello, concluyó defendiendo la labor de UGT que "desde hace 125 años está dando la cara" y a nivel regional por "los veinte años de madurez" por lo que, aseguró, "os necesitamos".

Comentarios