martes 24/11/20

PSOE celebra que Madrid "haya hecho caso a Page" y anuncie nuevas restricciones

Por otra parte, el PSOE de Castilla-La Mancha pide al PP una renovación tras la "etapa más oscura de recortes" de Cospedal
El secretario de Política Municipal del PSOE de Castilla-La Mancha, Miguel Zamora, en rueda de prensa en el Parlamento regional
El secretario de Política Municipal del PSOE de Castilla-La Mancha, Miguel Zamora, en rueda de prensa en el Parlamento regional

El PSOE de Castilla-La Mancha se ha congratulado este viernes de que la Comunidad de Madrid haya decidido adoptar una serie de restricciones para frenar la expansión de la COVID-19, pues ha asegurado que es lo que el presidente castellanomanchego, Emiliano García-Page, "lleva pidiendo mucho tiempo".

En una conferencia de prensa telemática, el secretario de Política Municipal del PSOE de Castilla-La Mancha, Miguel Zamora, ha sostenido que, en la lucha contra la COVID-19, no es suficiente con tomar medidas en la comunidad autónoma, sino que "las que medidas que otros no toman" en la región vecina pueden "afectar mucho" a Castilla-La Mancha. 

Zamora ha hecho alusión, sin citarlo directamente, a las declaraciones de García-Page, cuando dijo que el "80 por ciento de los casos" de todos los que tuvo Castilla-La Mancha "vinieron de la bomba radioactiva vírica que se plantó en Madrid" y consideró que a la región le irá "bien o mal" en función de que "se controle o se descontrole" la comunidad vecina. 

"En el PP y en muchos ámbitos se ha querido vender como una afrenta a los madrileños, como un insulto", ha lamentado Zamora, que en cambio ha pedido "dejar los populismos" porque estas palabras son, a su modo de ver, "una llamada de atención con valentía" tras el "gravísimo problema" que ha tenido Castilla-La Mancha para que haya coordinación en la toma de decisiones. 

Zamora ha subrayado que "en política no valen los silencios" y "no se puede quedar bien con todo el mundo" y ha resaltado que debe prevalecer "la valentía para enfocar dónde están los problemas y dónde las soluciones". 

En este sentido, ha subrayado que el Gobierno de Castilla-La Mancha lleva "mucho tiempo tomando medidas por encima de la media nacional", como en la contratación de rastreadores o en la adquisición de material para la vuelta al colegio, así como ayudas para empresas para la colocación de mamparas, entre otras. 

"Es innegable que estas medidas, sin la coordinación entre las comunidades autónomas, no es lo que tiene que ser", ha recalcado Zamora, que ha opinado que la Comunidad de Madrid debería "haber tomado hace algún tiempo" las medidas que ha adoptado este viernes. 

Asimismo, ha calificado de "llamativo" que en barrios de Madrid como Usera o Carabanchel o en localidades como Parla, con más de 1.500 contagios por 100.000 habitantes, no se hayan tomado hasta ahora medidas más restrictivas, como por ejemplo sí se han tomado en localidades de Castilla-La Mancha, entre ellas las capitales de Toledo y Ciudad Real e incluso ha añadido que en municipios como Villamalea (Albacete) o Bolaños de Calatrava (Ciudad Real) se han decretado confinamientos con menos contagios que en esas zonas de Madrid.

"Esto no es culpa de los ciudadanos de Madrid, pero sí debe ser una llamada de atención para que se tomen las decisiones que se tienen que tomar, porque no queremos que septiembre se termine convirtiendo en un nuevo marzo", ha aseverado. 

También ha celebrado que en la Conferencia de Presidentes que se ha reunido este viernes, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha pedido a los jefes de gobierno autonómicos que consulten a Sanidad antes de decretar un cierre total de los colegios en su región a causa de la pandemia.

Zamora ha apuntado que esta propuesta también la hizo García-Page hace "mucho tiempo" y ha defendido que los posibles cierres de centros educativos que "puedan sobrevenir, debe hacerse de manera colegiada y coordinada". 

En cambio, ha lamentado que el PP regional "no deja de vivir en el odio permanente, en la deslealtad permanente, en la radicalidad más absoluta" y ha opinado que "no se puede ser más destructivo, más desleal y menos colaborador". 

"El PP de Castilla-La Mancha cree que puede sacar de la pandemia lo que los ciudadanos le negaron en las urnas", ha denunciado Zamora, que ha considerado que esta actitud es "un error y es descorazonador" y, al tiempo, refleja que el PP castellano-manchego prefiere "defender al PP de Génova o Díaz Ayuso en vez de defender los intereses de Castilla-la Mancha".

"ETAPA MÁS OSCURA DE RECORTES"

Por otra parte, el PSOE de Castilla-La Mancha ha reclamado al PP regional una renovación íntegra que deje atrás "la etapa más oscura de recortes y malas artes de su historia" tras los últimos acontecimientos judiciales que afectan a la expresidenta regional y el exsecretaria general 'popular', María Dolores de Cospedal.

Los socialistas castellano-manchegos, en una nota pública, han instado a reaccionar al presidente del PP autonómico, Paco Núñez, que fue elegido a dedo por Cospedal, cuya imputación ha solicitado este viernes la Fiscalía Anticorrupción al juez que investiga el caso Villarejo, en la pieza relativa al presunto espionaje al extesorero del partido, Luis Bárcenas.

Anticorrupción ha reclamado al juez de la Audiencia Nacional la imputación de Cospedal y del exministro del Interior, Jorge Fernández, en el caso 'Kitchen', relativo al espionaje orquestado desde el Ministerio del Interior para obtener información que afectara a miembros del PP y que tuviera en su poder el extesorero Luis Bárcenas.

Unos hechos ocurridos en 2013, cuando María Dolores de Cospedal ocupaba la Presidencia de Castilla-La Mancha, además de la Secretaría General del PP, en una etapa marcada por los 'salvajes' recortes en derechos sociales, prestaciones sanitarias, educación pública y el resto de servicios públicos.

"Desde el PSOE de Castilla-La Mancha consideramos que el señor Núñez, quien fue elegido a dedo por Cospedal, quien a cambio la nombró presidenta honorífica, que mantiene a los mismos hombres y mujeres en su junta directiva y Cortes regionales que Cospedal, no puede permanecer sin realizar profundos cambios en el seno de su partido en la política regional", ha asegurado.

Y, ha concluido acerca de Cospedal, que "mientras desarrollaba una política de recortes y de desigualdad en Castilla-La Mancha, tenía tiempo presuntamente para participar en espionajes a excompañeros de su partido en una operación en la que, según las investigaciones, llegaron a utilizarse fondos reservados".

Más información en vídeos 
Comentarios