martes 22/9/20

Casado se fija como retos aglutinar la centralidad en el PP frente a un Gobierno "radical"

Recalca que el PP será "muro de contención" con el objetivo de que el Gobierno de Sánchez e Iglesias "dure lo menos posible"
Casado se fija como retos aglutinar la centralidad en el PP frente a un Gobierno "radical"
Casado se fija como retos aglutinar la centralidad en el PP frente a un Gobierno "radical"

El líder del PP, Pablo Casado, ha asegurado que en esta legislatura su partido dará "la batalla cultural y de las ideas" frente al Gobierno "radical" de Pedro Sánchez y Pablo Iglesias con una "oposición firme" en el Parlamento, en cada sector y en la calle con el objetivo que ese Ejecutivo "dure lo menos posible". Además, ha apostado por "aglutinar toda la moderación y toda la centralidad", así como por "ensanchar las bases" del constitucionalismo atrayendo a ciudadanos que apoyaron al PSOE en las urnas.

"Ahora mismo el PP tiene que aglutinar toda la moderación, toda la centralidad de un espacio enorme que ha quedado huérfano en España, que son los que han votado al PP, a otros partidos de centro y de derecha, y los que han votado también a un PSOE que ha sido clave en la construcción de la Transición, de la Constitución y de la España democrática", ha manifestado Casado en una entrevista en la cadena Cope, que ha recogido Europa Press.

Además, Casado ha señalado que, frente a partidos que criticaban las autonomías (en alusión a Vox), "menos mal" que hay comunidades autónomas, porque ejercerán de "contrapeso" a la labor del Gobierno de PSOE y Unidas Podemos. De hecho, ha indicado que así lo hicieron con éxito durante la legislatura del socialista José Luis Rodríguez Zapatero.

En este punto, ha explicado que desde esos gobiernos autonómicos el PP también será "dique de contención" a las políticas que quiere hacer. "Aunque ayer fueron tiempos recios para España, quiero mandar un mensaje de tranquilidad a los españoles. El PP va a estar con ellos, defendiendo lo que quieren y lo que ellos votaron", ha dicho, para agregar que Sánchez no podrá ni reformar la Constitución porque necesita al PP, y si quiere cambiar Estatutos lo frenarán con el recurso previo de inconstitucionalidad.

RELACIÓN "BUENA" CON Cs Y VOX

Al ser preguntado qué hará el PP para dejar claras las diferencias de estrategia con Vox, Casado ha indicado que las diferencias con Vox, Cs o UPN "ahora mismo son las menos importantes" porque hay que centrarse en hacer una oposición "firme y eficaz a un Gobierno que es tremendamente malo para España".

Tras asegurar que el PP es un partido "abierto y dialogante", Pablo Casado ha dicho que la relación con Cs y Vox es "buena", si bien tiene discrepancias con esos partidos, sobre todo con el de Santiago Abascal porque el PP está "a favor de la UE y del Estado de las Autonomías".

A su entender, ahora hay que liderar la oposición en el Parlamento pero también en los sectores como el educativo o el sanitario, y en la calle. "Pero liderar la oposición en la calle no quiere decir que vayamos a estar como decía Sánchez en el berrinche. Lo que tenemos que estar es cerca de los españoles, de las asociaciones, de las personas preocupadas y de aquellas instituciones y gobiernos autonómicos y municipales que tienen que ser un valladar y una muralla frente a cualquier tipo de cambio del sistema", ha explicado.

Casado ha recordado que ofreció a Cs ir juntos a las elecciones y ha subrayado que la "enseñanza" de lo ocurrido es que el centro-derecha "se tiene que unir". Tras asegurar que "lo importante es España y no las siglas", ha recordado la experiencia del PP en "situaciones críticas" porque combatió "dos crisis económicas" y se enfrentó a Carles Puigdemont y Juan José Ibarretxe.

"Ahora tenemos que ir todos juntos y no repetir los errores que han conducido al peor gobierno de la historia democrática de España", ha proclamado, para subrayar que Sánchez e Iglesias han presentado el programa "más retrógrado" de la historia de España.

Casado dice que hay que dar "la batalla cultural y de las ideas" porque el PP no "denosta a la izquierda por serlo sino por los efectos perniciosos de sus políticas". "Me pagan por defender España y por velar por los intereses de mis compatriotas y este Gobierno lo que va a hacer es liquidarlos", ha enfatizado, para añadir que su formación es "un instrumento para servir a España" y no va a permitir que al país se le "mande a la sala de despiece".

"PASAR PÁGINA CUANTO ANTES DE ESTE GOBIERNO ULTRA"

Casado ha resaltado que un Gobierno de PSOE y Unidas Podemos es una "mala noticia para España" y ha recalcado que "los comunistas han alardeado de un régimen que en siglo pasado dejó lamentablemente 80 millones de muertos en varios países de todo el mundo". "Eso jamás se había oído en el hemiciclo", ha enfatizado, para asegurar además que Pablo Iglesias ha puesto "en jaque la separación de poderes, la libertad de expresión de algunos medios o la libertad de empresa".

El líder del PP ha indicado que la "única esperanza" es que Sánchez "vuelva a engañar a sus socios de gobierno" y "no cumpla con lo que le han pedido", si bien cree que es "muy difícil" que eso ocurra tras el documento que ha pactado con ERC para una mesa de diálogo entre el Gobierno de España y el Gobierno catalán.

A renglón seguido, ha avanzado que el PP ejercerá una "oposición muy firme" apelando a la "esperanza de los españoles, que querrán pasar página de este gobierno tan ultra cuanto antes". "Y lo haremos cobijando a los socialistas avergonzados por la deriva de su partido, que ayer vieron con estupefacción que Sánchez ha cruzado todas las líneas rojas que había dicho que no cruzaría", ha aseverado.

A VER QUÉ HACEN LAMBÁN, PAGE Y VARA

Casado ha criticado que en su día Sánchez y un grupo de diputados rompieron la disciplina de voto para no apoyar a Mariano Rajoy en la investidura y ha criticado que ahora "no haya permitido libertad de voto a sus diputados". "Los 16 diputados que votaron en contra de la disciplina del PSOE, son los que han exigido obediencia y no libertad de voto a un partido que ha tenido que ver como se echaba en brazos de los de Bldu y los de ERC", ha señalado.

El líder del PP ha señalado que ahora también hay que ver sí 'barones' territoriales del PSOE como Emiliano García-Page, Javier Lambán o Guillermo Fernández de Vara -que no fueron a la sesión de investidura-- "están de acuerdo "con esta deriva del PSOE". "Pensamos que hay que evitar esa radicalidad en la izquierda y que lo que intentaremos es ensanchar las bases y reagrupar a los constitucionalistas para intentar que este gobierno dure lo menos posible y, sobre todo, que no haga daño a los españoles", ha aseverado.

Más información en vídeos 
Comentarios