domingo 16/5/21

Calvo no garantiza la presentación de los Presupuestos de 2020 y pide a PP sentido de Estado

- Calvo reconoce que el impacto del coronavirus está haciendo "daño" a la economía española: "Estamos haciendo cálculos".

- La vicepresidenta primera del Gobierno afirma que cuenta con la "confianza absoluta" de Sánchez y no se siente cuestionada.

La vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo, durante la entrevista en Radio Nacional de España (RNE)
La vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo, durante la entrevista en Radio Nacional de España (RNE)

La vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo, no ha podido garantizar la presentación de un proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2020 porque el Ejecutivo aún no tienen asegurados los apoyos necesarios para sacarlos adelante.

En una entrevista en RNE recogida por Europa Press, Calvo ha lamentado en particular la actitud del Partido Popular por no prestarse a apoyar unas cuentas públicas, lo que sería "algo muy bueno para España".

"Ojalá todos entendieran que nuestro país necesita unos Presupuestos. Llevamos muchos años de situación compleja y querer, como es lógico, una legislatura con estabilidad y con tiempo para hacer muchas cosas que España necesita abordar requeriría ya unos presupuestos nuevos (...) Sería muy bueno para España, independientemente de que el gobierno lo diga. Los demás también tendrían que entenderlo, incluida la oposición, particularmente el PP", ha señalado.

En opinión de Calvo, hacer una oposición al Gobierno "contundente" no equivale a situarse en el "obstáculo constante", como cree que está haciendo el PP, dejándose arrastrar por Vox.

La presentación de los Presupuestos para 2020 depende en la actualidad de que ERC se comprometa a apoyarlos. Sin embargo, el clima preelectoral en Cataluña, donde ERC pugna con Junts per Catalunya por la hegemonía del espacio independentista, dificulta que los republicanos respalden las cuentas del Ejecutivo de Pedro Sánchez, un apoyo que Junts podría usar en contra de ERC en la campaña.

Sin embargo, y preguntada expresamente por la posición de ERC al respecto, Calvo ha afirmado que no cree que el partido independentista "esté ahora en una posición diferente" a la que mantuvo en la investidura de Pedro Sánchez, cuando se abstuvo.

El Gobierno español, ha añadido, ya trabaja internamente en la elaboración del proyecto de Presupuestos, viendo los ingresos que se van a tener, la propuesta de fiscalidad que hará y las políticas de gasto.

Por otra parte, Calvo ha negado que la crisis del coronavirus vaya a retrasar los cambios previstos para modificar la reforma laboral del anterior Gobierno del PP, porque se trata de una cuestión de "justicia". "Hay que seguir generando empleo con los derechos de los trabajadores en la mesa", ha subrayado.

IMPACTO DEL CORONAVIRUS

En otro orden, la vicepresidenta primera del Gobierno ha reconocido que el Ejecutivo está "haciendo cálculos" para afrontar la incidencia del coronavirus, que está haciendo "daño" a la economía española.

"Es evidente que esta situación se alarga y tenemos una gran parte del PIB centrada en el turismo", ha explicado Calvo durante la entrevista, para después asegurar que la "situación" que atraviesa España es "complicada".

En este contexto, la vicepresidenta se ha referido a la cercanía de la Semana Santa para ejemplificar el impacto que el Covid-19 podría tener en la economía. "Somos un país de turismo y tenemos que estar vigilantes para que no haya ninguna situación que se vaya fuera de lo que es deseable", ha sostenido.

Con todo, Calvo ha insistido en que la situación de España, que suma más de 600 infectados y 17 fallecidos, no es comparable a la de Italia. "A nadie se le escapa que siendo un país de recepción de mucho turismo, que estemos en situación contenida obedece a que se actuó de manera rápida y diligente", ha añadido.

Preguntada por si el Gobierno mantiene su previsión de crecimiento, la vicepresidenta ha apuntado que ese número viene también avalado por "todos los organismos" que analizan a España. "Nuestra economía funciona, mantiene un crecimiento importante pero atravesamos una situación complicada", ha aseverado.

En esta línea, Carmen Calvo ha señalado que el Gobierno va a esperar a "ver cómo se comportan las economías" del entorno y "cuánto" se "alarga" la situación. "Desde el minuto uno estamos vigilantes en un tema muy delicado", ha indicado, para después asegurar que el Ejecutivo abordará la situación cuando los expertos así lo consideren.

"CONFIANZA ABSOLUTA" DE SÁNCHEZ

Por otra parte, la vicepresidenta primera del Gobierno ha afirmado que cuenta con la "confianza absoluta" del presidente Pedro Sánchez y ha señalado que no se siente cuestionada tras los choques con Unidas Podemos a cuenta de la tramitación del anteproyecto de ley de libertad sexual.

Ha añadido que "para nada" queda en entredicho su papel de coordinación entre ministerios tras estos roces, pues ella es la ministra de la Presidencia "por decreto" y con las "competencias intactas" con respecto al primer Gobierno de Sánchez, donde ya ejerció estas funciones.

Calvo ha pretendido restar trascendencia al malestar que generó en Podemos las objeciones que el Ministerio de Justicia, con el respaldo de Calvo, hizo al borrador elaborado por el departamento de Igualdad de Irene Montero al considerar que necesitaba mejoras.

La vicepresidenta ha recordado que en un Gobierno sucede con normalidad que el proyecto impulsado desde un departamento concreto se frene porque otros ministerios presentan objeciones. De hecho, ha revelado que eso mismo sucedió en la Comisión General de Secretarios y Subsecretarios --el órgano que prepara los Consejos de Ministros-- con un proyecto del ministro de Inclusión, José Luis Escrivá, porque tenía "flecos que ajustar" y "nadie se enteró".

Calvo ha reconocido no obstante que lo que no es normal, y ahí radica la "novedad", es que este tipo de discrepancias se aireen en público, lo que ha atribuido a que se trata de la primera vez que la actual democracia española tiene al frente del país un Gobierno de coalición.

Así las cosas, ha dejado claro que seguirá ejerciendo como hasta ahora como ministra de la Presidencia, recibiendo los proyectos de cada Ministerio, viendo cómo afectan a los demás y atendiendo a las observaciones que se hagan para intentar allanar las diferencias que puedan surgir.

Comentarios