sábado 29.02.2020

Abascal pide la detención de Quim Torra: "Estamos ante un Generalitat en la vía terrorista"

Por otra parte, Vox ultima un gran acto en Vistalegre para abrir su nueva campaña, con idea de no perder escaños
Abascal pide la detención de Quim Torra: "Estamos ante un Generalitat en la vía terrorista"
Abascal pide la detención de Quim Torra: "Estamos ante un Generalitat en la vía terrorista"

El presidente de Vox, Santiago Abascal, ha pedido la detención del presidente de la Generalitat, Quim Torra, porque el Parlamento catalán "está en absoluta rebeldía".

"Estamos ante un Parlamento regional y una Generalitat en absoluta rebeldía, estamos en la vía eslovena, en la vía terrorista y ante un separatismo que se comporta peor incluso que el PNV en sus peores momentos", ha criticado Abascal en una entrevista publicada por ABC.

En este sentido, ha asegurado que el presidente de la Generalitat "está defendiendo a unos personajes que han encontrado con explosivos y con la intención de atentar". Por ello, ha defendido que "solo cabe proceder a la detención de Torra".

Si Vox saliera elegido en las próximas elección generales, Abascal ha subrayado que darían la instrucción al ministro del Interior "para que, ante la comisión de un delito flagrante, se procediera a la detención de Torra y se le pusiera a disposición judicial con una querella de la Abogacía del Estado adosada a la espalda". "Eso es lo que habría que hacer en este momento", ha sentenciado.

Asimismo, ha celebrado "tener la oportunidad" de poder volver a llamar a los españoles "a una gran movilización". De cara a estas nuevas elecciones, Abascal ha destacado que ahora tienen medios de los que antes no disponían, como poder participar en los debates o "acreditar haber defendido" sus posiciones electorales en la tribuna parlamentaria.

"Eso va a jugar un papel muy importante. Sabemos que el votante de Vox es un votante muy fiel y por lo tanto tenemos buenas expectativas", ha afirmado.

GRAN ACTO EN VISTALEGRE

Por otra parte, la unidad de España, los efectos de la inmigración y el empobrecimiento de la clase media volverán a ser los ejes principales del discurso que está ahormando Vox ante la campaña para las elecciones generales del próximo 10 de noviembre, que iniciará dentro una semana con un acto multitudinario en Vistalegre que llevará por lema 'Plus Ultra' (Más allá), que figura en el escudo de España.

Esta será la segunda campaña nacional a la que se enfrenta el partido que capitanea Santiago Abascal después de que en los comicios del pasado 28 de abril se estrenaran en el Congreso con 24 diputados, una cifra que ahora aspiran a mantener e incluso incrementar pese a que algunas encuestas le auguran una caída por debajo de los 20 escaños.

En todo caso, en Vox aseguran que afrontan esta nueva cita con las urnas mejor preparados y con más recursos, y que, además, cuentan con un electorado fiel que confían en mantener: un 84% de sus votantes volverían a votarles, según algunos sondeos, y han incrementado un 4% el número de afiliados en cinco meses (de 49.000 a 51.000), según sus propios datos.

Pero, además, siguen buscando sumar a aquellos electores que están "hartos" de que "nada cambie", un perfil de elector al que ya se dirigieron en abril y que puede percibir en Vox a la fuerza política que más daño puede hacer el "consenso progresista", aseguran fuentes del partido.

En todo caso, los de Santiago Abascal no se centrarán sólo en buscar el voto de los "descontentos", sino que quieren también tratar de "entusiasmar" a la gente y hacerlo sobre la base de los mismos asuntos a los que dedicó la campaña de abril. Es decir, la unidad de España, el problema de la inmigración, los problemas de la clase media o la defensa de la vida, asuntos sobre los que han dejado ya su impronta en el Congreso y en el resto de instituciones donde tienen representación.

También aprovecharán esta nueva oportunidad electoral para dejar claro las diferencias que les separan de los cuatro principales partidos nacionales y, singularmente, de lo que algunas voces del partido ya denominan "tricentrito", en alusión a los socialistas, 'populares' y la formación naranja. "Nos irá mejor de lo que algunos piensan", resume un alto dirigente de Vox.

EL EFECTO DE MÁS PAÍS EN VOX

Desde la formación tachada de extrema derecha creen que la irrupción de Más País, el partido que lidera Íñigo Errejón, tendrá un doble efecto sobre Vox. Por un lado, creen que puede quitarles votos de los descontentos menos ideologizados pero, por otro, creen que al dividir el voto de la izquierda puede favorecer su resultado en algunas provincias. Desde el partido ven posibilidades de conseguir escaño en provincias como Jaén, Huelva, Cuenca o Málaga, donde se quedaron a pocas papeletas de conseguirlo.

De cara a los comicios de noviembre, Vox no tiene previsto hacer apenas modificaciones en sus listas electorales --"en esencia seremos los mismos", apuntan-- ni tampoco en su estrategia electoral. Harán campaña en toda España y en esta ocasión, el protagonismo recaerá en su líder, Santiago Abascal, pero también en las cabezas más visibles del partido en los últimos meses, como el secretario general, Javier Ortega Smith, su portavoz en el Congreso, Iván Espinosa de los Monteros, la responsable de la Asamblea de Madrid, Rocío Monasterio, y la 'número dos' del Congreso, Macarena Olona.

CUATRO HORAS EN VISTALEGRE

Para abrir la precampaña, el partido de Abascal está ultimando el gran acto que ha convocado el 6 de octubre en la plaza de toros de Vistalegre, el escenario en el que Podemos ha celebrado sus grandes citas. Será la segunda edición del mitin que en octubre del año pasado, en ese mismo lugar, supuso el gran lanzamiento público de Vox y una demostración de fuerza, porque llenó el coso al reunir a unas 10.000 personas.

El objetivo del partido es reivindicar el trabajo de este último año y su llegada a muchas instituciones, desde ayuntamientos al Congreso de los Diputados, una rápida expansión que también le ha acarreado algunos problemas. El partido ha sufrido la dimisión de concejales en Toledo, Rivas (Madrid), Torremolinos o Mijas (Málaga) y ha tenido que organizar gestoras o está a punto de hacerlo en provincias como Cáceres, Valencia, Almería y Valladolid, al dimitir los presidentes.

La convocatoria de este año en Vistalegre se convoca para defender España y su unidad, su soberanía, sus fronteras, sus familias, sus raíces y su libertad "frente a la dictadura progre del resto de partidos", según explicó el propio Abascal en una carta con la que anunció el acto.

Fuentes de Vox aseguran que han agotado las entradas, por lo que han desplazado el escenario al ruedo para liberar unas 2.000 localidades y ampliar así el aforo. Se anuncia un acto de unas cuatro horas de duración, aunque las dos primeras serán más de entretenimiento y proyección de vídeos para reivindicar el crecimiento del partido en este último año.

En el acto central intervendrán el líder del partido, Santiago Abascal, así como otros dirigentes destacados como el portavoz parlamenario Iván Espinosa de los Monteros y los líderes del partido en Madrid, Javier Ortega Smith y Rocío Monasterio. La organización espera poder contar también con José Antonio Ortega Lara.

Vox ha invitado también a socios de la Alianza de Conservadores y Reformistas Europeos (Acre) del Parlamento Europeo y de la que acudirán representantes holandeses y polacos. Sobre la presencia de Matteo Salvini, ex vicepresidente italiano, con quien Abascal se ha reunido en Roma hace unos días, fuentes del partido aseguran que no se espera que acuda.

Más información en vídeos 
Comentarios